Por el mausoleo del Comandante Carlos Fonseca, desde las diez y treinta de la mañana hasta cerca de las once y media desfilaron los estudiantes de colegios locales, quienes llegaron hasta el sitio ubicado en la Plaza de la Revolución, acompañados de sus profesores y directores.

En las palabras de varios niños y niñas entrevistados se refleja que las nuevas generaciones van aprendiendo sobre la vida del fundador del Frente Sandinista, quien nació en Matagalpa un 23 de junio de 1936 y desde muy joven comprendió el camino que había que tomar para que Nicaragua se viera libre de la dinastía somocista.

Entre los colegios que se hicieron presentes con sus niños para depositar flores para el Comandante Carlos Fonseca, estuvieron los colegios Luis Alfonso Velásquez Flores, el Guardabarranco y República de Alemania.

El comandante Carlos Fonseca fue hijo de Agustina Fonseca Úbeda, de San Rafael del Norte, una campesina que fue cocinera de Fausto Amador Alemán, administrador de la mina La Reina, en San Ramón, Matagalpa, la cual era propiedad de inversionistas estadounidenses en 1938.

Admirado por niños de colegio

El Comandante Carlos Fonseca, buscaba la unidad de las tendencias sandinistas cuando fue asesinado por el ejército de la dictadura somocista en una emboscada en la localidad de Zinica, el 7 de noviembre de 1976.

Respecto del Comandante Carlos Fonseca,  la niña Lidia Show destacó que fue el gestor de la liberación de Nicaragua y que en tanto dirigía la lucha contra la dictadura somocista, orientó a los militantes del Frente Sandinista enseñarles a leer y escribir a los campesinos.

Entre tanto otro jovencito, Donald Pavón manifestó su admiración por el Comandante Carlos Fonseca, tomando en cuenta lo que le han enseñado en el colegio, al tiempo que planteó también la preocupación del fundador del FSLN por que el campesinado aprendiera a leer.

Una niña, Marlene Sánchez, destacó que el Comandante Carlos Fonseca luchó mucho porque la población de Nicaragua fuera libre.