El Gobierno de Chile ha declarado este viernes el estado de emergencia para las ciudades de Valparaíso y Viña del Mar tras un gigantesco incendio forestal que ya ha destruido varias casas y se encuentra totalmente descontrolado.

Al anunciar la emergencia, el subsecretario chileno del Interior, Mahmud Aleuy, ha informado de que ya se ha iniciado la evacuación de unas 16.000 personas.

Aleuy ha pedido tranquilidad a la población y ha llamado a quienes se trasladan habitualmente por la zona a que se abstengan de hacerlo para colaborar con el trabajo de bomberos y carabineros.

"Solicitamos a las personas que deben ser evacuadas que sigan todas las instrucciones que ambas policías y las Fuerzas Armadas van a implementar", ha insistido.

Según la Oficina Nacional de Emergencia (Onemi), el siniestro ha ya destruido varias viviendas, algunas torres de alta tensión, estructuras críticas y ha cortado la autopista 68 que une Valparaíso con Santiago.

Aleuy ha declarado en una rueda de prensa en las oficinas centrales de la Onemi que fueron trasladadas a la región de Valparaíso unidades de la Corporación Nacional Forestal (Conaf), Bomberos y Carabineros, que podrían ser aumentadas en las próximas horas en caso de ser necesario.

260 hectáreas calcinadas

También ha indicado de que se han dispuesto tres albergues en Valparaíso y otro en la ciudad vecina de Viña del Mar que recibirán a las personas evacuadas.

Según bomberos, las llamas han consumido al menos 260 hectáreas de matorral y bosques de pinos en la zona del conflictivo camino La Pólvora, donde también se han declarado grandes incendios en otras ocasiones.

Funcionarios del aeródromo Rodellilo, en Viña del Mar, debieron sacar a pulso los pequeños aviones que se encontraban en los hangares para evitar que los aparatos fueran destruidos por las llamas.

La red de salud de Valparaíso ha recibido a cinco voluntarios de bomberos heridos a raíz del incendio forestal que amenaza a las poblaciones que se levantan en los cerros del puerto, dos de los cuales están en condición grave a raíz de sus quemaduras.

Cinco heridos por el fuego

En declaraciones a Radio Cooperativa, el director de la Oficina Nacional de Emergencias, Dagoberto Duarte, ha explicado que "hay un bombero que tiene quemaduras a las vías áreas y otro que tiene quemaduras corporales".

"Uno de ellos nos preocupa más, ya que tiene quemaduras en las vías aéreas, esa es una condición grave. Ese bombero está intubado, va a ser manejado en una Unidad de Cuidados Intensivos (UCI)", precisó.

Duarte ha agregado que el resto de los heridos tiene quemaduras más leves y regresaron a combatir las llamas.

Por su parte, el general de la Quinta Zona de Carabineros, Julio Pineda, ha llamado a la población a mantener la tranquilidad: "Hemos desplegado a unos 400 efectivos para ayudar a la gente y, por cierto, proteger sus bienes", ha añadido.

Zonas sin electricidad

Las autoridades de Valparaíso, a 120 kilómetros de Santiago, dijeron a los periodistas que el contraalmirante Ronald McIntyre será el encargado de dirigir a las Fuerzas Armadas durante el estado de emergencia decretado por el Gobierno.

El estado de emergencia se declara generalmente en caso de perturbación de la paz o del orden interno del país, ya sea a consecuencia de catástrofes, brotes de enfermedades contagiosas, graves circunstancias políticas o civiles que afectan e impiden la vida normal.

Las radios locales informan de varios sectores sin energía eléctrica y de cientos de personas que se encuentran fuera de sus casas ya que el viento es muy fuerte y en cualquier momento las llamas podrían alcanzar sus viviendas.

En abril de 2014 se declaró en Valparaíso un incendio que en cuatro días consumió más de 10.000 hectáreas, causó 15 muertos y dejó unos 12.000 damnificados en una zona donde el Gobierno ha puesto en marcha un plan para reconstruir los sectores afectados.