El presidente venezolano, Nicolás Maduro, ratificó hoy el compromiso de consolidar Petrocaribe como mecanismo para impulsar el desarrollo de las naciones miembros y reafirmar la región como zona de paz.

La Declaración de Caracas, surgida de esta novena cumbre del organismo regional, destaca la necesidad de avanzar en la creación de una zona económica Petrocaribe que tenga como punto de partida la compensación comercial, señaló el mandatario.

También apoya la ampliación del fondo conjunto de este mecanismo con la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA), dirigido a sostener el desarrollo socio-productivo, y de hecho, este año se inyectarán 200 millones de dólares, añadió.

Maduro, al leer la declaración final, abogó por impulsar un bloque especial en la Faja Petrolífera del Orinoco Hugo Chávez para el organismo caribeño.

Asimismo, instó a implementar acuerdos de interconexión aérea en el marco de los convenios conjuntos, añadió.

Con el fin de dar seguimiento a los proyectos en la zona económica Petrocaribe, se designará en los próximos 60 días una comisión de alto nivel, la cual elaborará un plan de acción al respecto, informó. El jefe de Estado venezolano confirmó el espíritu fundacional del convenio, como un proyecto de solidaridad, cooperación y amistad de los pueblos de la región, el cual además de tener impactos positivos en lo económico ha contribuido en materia social y cultural.

Este viernes coincidieron en Caracas una reunión de cancilleres de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) y la cumbre de Petrocaribe, ambas expresión de los cambios en la concepción continental, latinoamericanista y caribeña, resaltó.

Ahora, organismos como esos nacidos al calor de las ideas del fallecido mandatario Hugo Chávez, devienen escudos protectores frente a las amenazas y agresiones contra esta nación, consideró el gobernante.

En cualquier terreno, vamos a combatir y a vencer para hacer prevalecer la paz y sabemos que los pueblos de América Latina y el Caribe nos van a acompañar en esa lucha, aseguró Maduro.

Por su parte, el presidente nicaragüense, Daniel Ortega, destacó el legado unitario de Hugo Chávez expresado en organismos como Petrocaribe, ALBA y la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños.

Independientemente de nuestras diferencias, se cambió la correlación de fuerzas en la región y ahora estamos agrupados, afirmó.

En medio de un complejo escenario, de agresiones y golpes de Estado, Venezuela realizó la cumbre de Petrocaribe y sigue impulsando nuevas propuestas en aras de ayudar a otros pueblos a mantener su soberanía, consideró Ortega.

"Pretenden destruir la institucionalidad como han hecho en otras naciones, pero no lo vamos a permitir", añadió.