Con mucho éxito finalizó el Programa de Gestión de Riesgo de Desastres ante el Cambio Climático, ejecutado por la Alianza por la Resiliencia y promovido por Cruz Roja Nicaragüense, en la que participaron instituciones de rescate de nuestro país, la Defensa Civil y pobladores de municipios de Somoto, San Lucas, Las Sabanas, San José de Cusmapa y la Región Autónoma del Atlántico Sur. Dicho encuentro principalmente se enfocó en la reducción de riesgos, la respuesta pronta ante desastres naturales, la adaptación al cambio climático y el manejo y restauración del ecosistema.

“A través de este programa hemos podido capacitar a más de 15 mil personas de aquellos lugares donde hay mayor vulnerabilidad ante los fenómenos provocados por el cambio climático, con esto les hemos dejado las herramientas necesarias para poder enfrentar situaciones adversas en el futuro” señaló Oscar Gutiérrez, Presidente Ejecutivo de Cruz Roja Nicaragüense.

Por su parte, el Coronel Rogelio Flores, Jefe del Estado Mayor de Defensa Civil, señaló que este tipo de capacitaciones permiten que la población esté mejor preparada al momento de enfrentar un desastre natural, así mismo, destacó que las autoridades y la población se encuentran preparados para el simulacro nacional a realizarse el próximo 16 de marzo.

“Con este ejercicio vamos a poner a prueba todo el Sistema Nacional Para la Prevención y Mitigación de Desastres, se va a poner a prueba nuestro sistema de alertas tempranas y los planes de respuesta de las comunidades costeras, hospitales, escuelas, abarcando de esta manera a todas las instituciones y la población” afirmó.

“Gracias al trabajo permanente que realizamos con la población hoy tenemos menos reporte de fallecidos a causa de desastres naturales, lo cual demuestra que la población está poniendo en práctica todas las recomendaciones que brindamos, hay mayor apertura por parte de ellos, siendo un indicador del trabajo que estamos realizando”, añadió Flores.

Por su parte, Conny Silva, Coordinadora del Proyecto Alianza por la Resiliencia destacó los logros alcanzados durante el desarrollo del programa, permitiendo de esta manera que cada vez la población esté alerta y capacitada para enfrentar cualquier situación de riesgo o eventualidad.

“Hemos fortalecido la autogestión comunitaria, se trabajó con 41 comunidades en cuatro municipios de Madriz, así como en la Costa Caribe, fortaleciendo de esta manera el nivel de preparación ante situaciones de desastres, encaminados a su vez en la vinculación de la reducción de riesgos y desastres con adaptación al cambio climático y el manejo de los ecosistemas” concluyó.