El presidente Barack Obama desestimó el discurso del primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, ante el Congreso estadunidense, al considerar que no dio alternativas viables a las negociaciones sobre el programa nuclear de Irán.

‘No tuve oportunidad de ver el discurso del primer ministro Netanyahu, porque mantenía una videoconferencia con los líderes europeos sobre Ucrania, pero después vi la versión estenográfica y lo que puedo decir es que no hubo nada nuevo’, dijo Obama.

Al hablar con reporteros en la Oficina Oval, el mandatario defendió las negociaciones que como parte del grupo 5P+1 (Estados Unidos, Rusia, China, Reino Unido, Francia y Alemania), su gobierno celebra desde hace más de un año con Irán en torno al programa de enriquecimiento de uranio.

El mandatario pareció igualmente restar peso a algunas de las aseveraciones hechas por Netanyahu en su discurso, al recordar que las advertencias hechas por el primer ministro cuando se alcanzó un acuerdo interino con Teherán fueron casi las mismas.

‘Un año después, funcionarios de los servicios de inteligencia de Israel y en algunos casos miembros del gobierno israelí han reconocido que de hecho (el acuerdo) ha impedido que Irán pueda avanzar en su programa’, dijo.