Artesanos y artesanas de Monimbó vistieron de huipil el Tiangue Monimbó, que se reinauguró este fin de semana, mostrando un poco del folklore de este pueblo indígena, aguerrido, luchador y trabajador originario de Masaya.

Martha Toribio, coordinadora del Toro Venado El Malinche, enfatizó que en el Tiangue, ellos además de llevar blusas indígenas bordadas, pantalones, vestidos de manta, artesanía hecha de palma, manila y madera, trajeron “la alegría de Monimbó, la alegría de vivir en paz, alegría de estos Nuevos Tiempos que nos dejaron nuestros Héroes y Mártires, como el Comandante Camilo Ortega, que está cumpliendo 37 años del paso a la inmortalidad y de todos los héroes que ahí cayeron”.

Además, Monimbó para deleite de los visitantes, tanto turistas como nacionales, llevó una preciosos revista cultural con los bailes típicos, como el del Toro Venado y el Palo Lucio.

Patricia Martínez, quien ofertó blusas indígenas, enfatizó que “Estamos promoviendo la artesanía de Masaya como son todos los bordados, dándolo a bien precio. Las blusas de manta cuestan 220 córdobas y shall a 130 córdobas”.

“Este tipo de actividades son importantes porque nos ayudan a los artesanos a mejorar nuestro nivel de vida”.

Afirmó que con éste promoción cultural se ayuda el consumidor y el productor.

Las personas que adquieren cada producto, se están llevando cada costumbre y tradición de Monimbó, a buen precio y con calidad garantizada.

“Esto está bello, bello todo lo que estamos viendo aquí. Esto hacía falta para que compráramos aquí, mire yo ya compré chinelas”, externó Bertha Julia Cuaresma.

Sobre el talento de los artesanos, dijo que “ellos son tan creativos por eso me dejé venir con mis amigas y estoy viendo las muñecas de trapo, cosas de ellos, nicaragüenses, hechas con sus manos propias. Hay cuestiones de cuero que son duraderas, nuestro gobierno ha hecho cosas buenísimas y antes no se presentaba nada de Monimbó y aquí hoy los tenemos, por eso es que ¡Monimbó es Nicaragua!”, concluyó.