El Instituto Regulador del Transporte Municipal de Managua (Irtranma), cuantifica un total de 446 mototaxis de este tipo, las cuales brindan servicio en lugares como Monte Fresco, Santa Elena, Carnic, La Subasta, Unidad De Propósito, Las Mercedes, Camilo Chamorro, Hugo Chávez, y otros sectores aledaños a la Carretera Norte.

De acuerdo a Francisco Alvarado, director de Irtranma, esta nueva normativa obliga a los concesionarios a cambiar las unidades “hechizas”, por unidades originales de fábrica en un plazo de un año.

Es por ello que este lunes Irtranma en coordinación con la Policía Nacional inició un plan de inspección de todas estas unidades artesanales, las que podrán circular durante un año mientras se hace el cambio que exige la normativa.

“El permiso provisional que ellos van a sacar va a durar un año. En ese año tienen que presentar ya un triciclo totalmente de fábrica”, afirmó Alvarado, quien señaló que esta disposición es el resultado de un proceso de diálogo con la Policía, las mototaxis, y el transporte colectivo y selectivo de la ciudad.

“Este es el fin de la historia de los triciclos modificados. Esos 446 que ven allí son los que hubieron y de allí tienen que reducirse hasta llegar a cero”, subrayó.

Un aspecto muy importante de esta medida, es que ninguna casa comercial podrá distribuir más mototaxis sin que esto sea autorizado por el Irtranma.

Tiempo suficiente para hacer el cambio

Para los concesionarios y conductores de las mototaxis modificadas, la normativa es muy importante ya que les permite trabajar de manera legal, así como también les da el tiempo necesario para poder hacer el cambio a una unidad más moderna y con todos los requerimientos básicos que exige el ente regulador.

“Yo tengo  un año y dos meses de estar trabajando en estas motos, y creo que es una buena medida, creo que hay que hacer el cambio para prestar un mejor servicio”, dijo Javier Enrique Domínguez, conductor de la cooperativa de mototaxis que presta servicio en el sector de Las Mercedes.

Igual se mostró Noel Arancibia, uno de los concesionarios de esta cooperativa, quien luego de salir bien en la inspección mecánica se mostro de acuerdo al cambio que exigen las autoridades.

“Para mí está perfecto. En un año de permiso podemos adquirir la moto “torito” que es la que está autorizada”, afirmó Arancibia.