Preparar a los estudiantes ante un sismo o cualquier eventualidad natural, dándoles los conocimientos y las orientaciones necesarias para que ellos logren evacuar sus salones de clases de manera ordenada a zonas seguras, fue parte de los objetivos planteados en el simulacro que se efectuó este miércoles 18 de febrero en todos los centros de estudios del departamento de Granada.

Dicha actividad fue coordinada con anterioridad por las comisiones interinstitucional, en la que están involucrada el Ministerio de Educación, Policía Nacional, Benemérito Cuerpo de Bomberos, Bomberos Unidos sin Fronteras, gobierno local, entre otros.

En la Escuela Pública Mercedes Mondragón, de la Ciudad de Granada, el actuar de los niños y niñas lograron que el simulacro fuera un éxito, gracias a las continuas acciones que viene impulsando el gobierno sandinista en el sistema educativo. Otros de los aspectos que vienen fortaleciendo estos tipos de programas de prevención, son los ambientes escolares (mejoras en escuelas).

Para los docentes y directores de los diversos centros escolares, esta práctica es muy importante porque les permite prevenir cualquier tipo de inconveniente durante una eventualidad real, además esto ayuda a educar a los niños, niñas y adolescentes, según expresó el profesor Gustavo Rugama.

Lenin Rossmann, miembro de Bomberos Unidos sin Frontera, informó que durante el simulacro los menores lograron simular las orientaciones, lo que resultó la evacuación a zonas seguras en casi tres minutos. “Fue bastante bueno, esta escuela (Mercedes Mondragón) cuenta con espacios para ponerse a salvo. Le dijimos a los niños que salieran de forma ordenada con la mano o mochilas en la cabeza, en el punto de reunión algunos se pusieron a cantar, lo que es bueno porque eso los tranquiliza”, informó Rossmann.

El simulacro se realizó de manera simultánea en los diferentes turnos de los centros de estudios del departamento de Granada, obteniendo resultados positivos, según opiniones de las autoridades que conforman el COMUPRED, CODEPRED, e incluso los mismos padres de familias.