Los volcanes de Pacaya, Fuego y Santiaguito se mantienen en actividad eruptiva en Guatemala sin que representen peligro para la población, informó el Instituto Nacional de Sismología, Vulcanología, Meteorología e Hidrología (Insivumeh).

En un boletín emitido a las 07:25 hora local (13:25 GMT), según el Insivumeh volcán el Pacaya, situado en el departamento sureño de Escuintla, mantiene una fumarola blanca acompañada de expulsiones de ceniza gris.

Agregó que esta ceniza se desplaza a baja altura en dirección sur y suroeste desde el cráter Mackenny del volcán, de 2.552 metros sobre el nivel del mar y situado a 47.5 kilómetros de la capital.

Mientras que el volcán de Fuego, de 3,763 metros sobre el nivel del mar, ubicado entre los departamentos de Escuintla, Chimaltenango y Sacatepéquez, se mantiene hoy con explosiones débiles, moderadas y fuertes, añadió.

La ceniza gris del cono alcanza una altitud de entre 4,500 y 5,000 metros sobre el nivel del mar y se desplaza a unos 12 kilómetros hacia el oeste, sur y noroeste de su cráter.

La caída de este material volcánico afecta a las poblaciones de Trinidad y Las Lajas, Panimache, Sangre de Cristo y San Pedro Yepocapa, de acuerdo con el ente científico.

El volcán Santiaguito, en el departamento occidental de Quetzaltenango y de 2,550 metros de altura, registra explosiones débiles y moderadas.

El coloso lanza ceniza a 3,000 metros sobre el nivel del mar con dirección al oeste y suroeste sobre las aldeas de San Marcos Palajunoj y Loma Linda, precisó.

Las actividades de los tres volcanes, sin embargo, no representan por ahora ningún peligro para la población que habita en sus alrededores, asegura.

Los tres colosos son los más activos de los 32 que tiene este país centroamericano.