Doscientos veinte jóvenes en riesgo, de diferentes barrios de Managua, iniciaron este lunes sus cursos de educación técnica en el Centro Juventud de la Policía Nacional.

Este 2015 la oferta académica consta de 9 cursos: manualidades, belleza, computación, panadería y repostería, inglés comunicativo, sastrería, electricidad residencial, reparación de electrodomésticos y mecánica automotriz.

Este centro es dirigido por la Dirección de Asuntos Juveniles de la Policía Nacional con el objetivo de brindar a la juventud nicaragüense una oportunidad educativa que les ayude a desarrollarse como personas y trabajadores útiles a la sociedad.

El Comisionado Mayor Pedro Rodríguez, Jefe de este departamento policial, explicó que todos estos jóvenes estudian becados, lo cual incluye alimentación, transporte, material educativo y atención psicológica.

Rodríguez subrayó que en los dos años y medio de funcionamiento del centro se han graduado 367 muchachos, de los cuales 150 están ya laborando, 9 tienen sus propias empresas y el resto continúan capacitándose.

La subdirectora de esta escuela técnica , comisionada Yolanda Rodríguez, señaló que ahí existe un personal docente muy capacitado y toda una infraestructura educativa a través de la cual los jóvenes pueden no solo aprender sino también divertirse en las diferentes áreas deportivas.

El joven Roberto Rojas, estudiará mecánica automotriz, y dijo sentirse contento de que usará su tiempo en algo productivo.

“Me siento bien. Vuelvo a integrarme a la sociedad y a mis estudios. Voy a estudiar mecánica automotriz y mis metas son aprender lo que más se pueda y ser el mejor”, indicó Rojas.

La joven Jansy Hurtado, habita el barrio Jorge Dimitrov, y aseguró estar dispuesta a no desperdiciar esta oportunidad, pues con estos estudios se le abren muchas puertas para poner su propio negocio de belleza.

“Creo que podemos seguir adelante con estas oportunidades que nos están dando. Cuando termine el curso, mis esperanzas son seguir aprendiendo y tener una carrera como estilista”, manifestó Hurtado.