El sector apícola junto al sistema de Producción, Consumo y Comercio se reunieron para evaluar la producción de miel del año 2015 y ver las dificultades a las que se enfrentan para garantizar el sostenimiento de los niveles altos de exportación.

Unos 1,400 productores se encuentran organizados en cooperativas, quienes lograron alcanzar cifras récord en el año 2014.

Según datos brindados por el productor Manuel Gutiérrez Hurtado, la creación de miel fue de 1,020 toneladas, de las cuales 800 toneladas fueron exportadas a Alemania, Bélgica, España y Estados Unidos.

“En este encuentro queremos ver cómo se proyecta la producción de este año. El año pasado se dio una cifra récord porque la mayor producción se exportó”.

“Creemos que están establecidas las condiciones, pero será a través de este encuentro que vamos a crear las condiciones para incrementar la producción, exportaciones, procesos de certificación para que el mercado pueda ser abastecido con más productos nicaragüenses”.

Unas siete plantas están en condiciones para poder exportar miel a Europa y Norteamérica, que son los mercados más importantes, siendo las zonas de cultivo El Sauce, Boaco, Rivas, Matagalpa y Nueva Segovia.

Mario Pravia Martínez, de la cooperativa de servicios múltiples de apicultores de Matagalpa, indicó que ya se está trabajando en la producción de la miel orgánica, además aseguró que el país tiene la capacidad de generar mayor número de colmenas.

“La cosecha arrancó en enero. Queremos exponer en la mesa que el país tiene condiciones para tener medio millón de colmenas, entonces hay la voluntad, hay un ambiente tropical y clima propicio para tener medio millón de colmenas”.

En el pasado acuerdo, los productores se comprometieron a crecer un 5 por ciento.

Nicaragua vende el quilo de miel en 2.50 dólares y el barril exportable en unos 800 dólares, este producto se saca de unas 36 mil colmenas.

Por su parte, el apicultor Fabricio Mendoza, presidente de la comisión apícola de Nicaragua, manifestó que el país recibió más de un millón de dólares en divisas por la exportación de miel.

“Hasta el momento han salido tres contenedores de miel, de 25 que salen, eso es algo muy bueno. Tenemos suerte que no ha habido muchos vientos porque estos botan mucho las flores y además hemos podido articular con las áreas protegidas y la gente que vive en la zona para evitar los incendios, que nos afectan muchísimo a nosotros, y estos espacios nos permiten transmitir estas problemáticas”.

“Lo que se necesita es invertir en materiales, en la adquisición de colmenas. En el 2012 teníamos 18 marcas aproximadamente y ahora tenemos 55 y unas 60 cooperativas”.

A través del Gobierno Sandinista se han logrado llevar a cabo una serie de talleres, capacitaciones y asistencia técnica.

Se ha invertido un poca más de dos millones y medios de dólares en colmenas, equipos y obtención de marcas registradas.