Desde el arranque la República Checa se mostró más agresiva y gracias a la fuerte presión en la mitad del campo logró el dominio del partido. Así, apenas a los tres minutos Petr Jirácek puso en ventaja a los checos tras recibir un pase al hueco de Jaroslav Plasil, en un letal contragolpe que definió con clase ante la salida del portero Chalkias.

Menos de tres minutos más tarde un nuevo pase a las espaldas de la zaga griega traería el 2–0 para los hombres de Michal Bílek. Gebre Selassie se escapó por la derecha y mandó un centro al área chica que fue bien aprovechado por Václav Pilar, que en medio de dos defensas supo empujar el balón al fondo de la red ante la fallida intervención de Chalkias.

El primer tiempo continuó con el dominio checo, que controlaba mejor el balón, aunque el conjunto heleno, que seguía mostrando serias flaquezas en la defensa, logró generar sin premio algunas ocasiones de gol, una de ellas el tanto de cabeza anulado de Giorgos Fotakis por fuera de juego.

El segundo tiempo se inició igualado, pero un error garrafal de Petr Cech en la salida dejó solo frente a la portería a Fanis Gekas, quien aprovechó el regalo para marcar el descuento para los dirigidos por Fernando Santos en el minuto 8 del reinicio.

El próximo compromiso de la República Checa será frente a Polonia en Breslavia, el 16 de junio, el mismo día que Grecia se enfrentará a Rusia en Varsovia.