Adicionalmente, en 2010, la comunidad internacional adoptó una “Hoja de ruta para la eliminación de las peores formas de trabajo infantil para el 2016”, que pretende poner de manifiesto el camino que queda por recorrer para hacer respetar el derecho de los niños a un desarrollo sano.

La OIT ha adoptado una serie de convenios para proteger a los niños de la exposición al trabajo. Estos Convenios, junto a otros instrumentos jurídicos relativos a los derechos del niño, de los trabajadores y los derechos humanos; proporcionan un marco importante para la legislación establecida por los gobiernos del mundo.

Estudios de la OIT revelan que actualmente unos 215 millones de niños son víctimas de trabajo infantil, estando la mitad de ellos laborando en condiciones de explotación.

Según el organismo, estos jóvenes “deberían estar en la escuela recibiendo educación y adquiriendo habilidades que los preparen para acceder a un trabajo decente en su vida adulta”.

El ente denuncia que “al entrar en el mercado laboral prematuramente, se les priva de la educación y capacitación necesarias para que ellos, sus familias y sus comunidades salgan del ciclo de pobreza en que se encuentran”.

Al respecto, el director general de la OIT, Juan Somavía expresó que “el mundo no puede desentenderse de esta causa cuando 215 millones de niños están perdiendo su niñez y la oportunidad de tener un futuro mejor”.

Actos en América Latina

En México se desarrollarán actos simultáneos en las localidades de Chiapas, Chihuahua, Jalisco, Nuevo León, Puebla, Veracruz y el Distrito Federal, desde donde harán un llamado a los candidatos presidenciales mexicanos para que se comprometan a luchar contra este flagelo.

La iniciativa es promovida por el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) y la Red por los Derechos de la Infancia en México (Redim).

La OIT estima que en México existen unos tres millones 270 mil casos de menores, con edades comprendidas entre cinco a 12 años, que son explotados laboralmente.

En Uruguay, centenares de niños entregarán un documento al presidente José Mujica, titulado “Pequeñas Instrucciones del Año XII contra el Trabajo Infantil”, un trabajo realizado, previamente, en las clases con sus maestras, donde ejercitan la lectoescritura, el lenguaje, oratoria, historia y educación ciudadana.

En la actividad participarán reconocidos artistas que trabajarán sobre pizarrones para plasmar sus visiones acerca del trabajo infantil.

El Instituto Nacional de Estadística, avala que hasta un 11,6 por ciento de los niños uruguayos realizan tareas remuneradas. Uruguay suscribió la Convención sobre los Derechos del Niño, mediante la cual se compromete a “proteger a los niños contra la explotación económica y los trabajos peligrosos”.

En Argentina, reforzarán el trabajo de la Comisión Nacional de Erradicación del Trabajo Infantil, dependiente del Ministerio de Trabajo, que junto a una serie de empresas privadas trabaja en contra de esta práctica laboral y se compromete a “la no utilización de trabajo infantil en su cadena de valor”.

Asimismo, la Comisión organizó para el próximo primero de julio la "Carrera por una niñez sin trabajo infantil", que se correrá en los bosques de Palermo, Buenos Aires, para generar conciencia al respecto.

El Gobierno informó que desde la sanción en abril de 2008 de la ley 26.364 contra la trata de personas, las autoridades liberaron a tres 100 personas, dos mil 646 mayores y 453 menores de edad, que eran sometidas a explotación sexual o laboral.

En Colombia, la Fundación para el Desarrollo Integral de la Mujer y de la Niñez (Fundimur),  conmemorarán la fecha en Sincelejo, departamento de Sucre (noroeste) con un Foro en el Teatro Municipal, denominado “El Trabajo no es cosa de niños (as),  Derechos Humanos y Justicia Social”.

También anunciaron el lanzamiento del Observatorio de Infancia y Adolescencia en Sucre, una iniciativa que contempla una plataforma de información, investigación y seguimiento sobre la situación de los niños, niñas y adolescentes del departamento; para seguir y evaluar las políticas públicas, encaminadas a la garantía de los derechos de esta población.

En Guatemala, la plaza Independencia, en el Obelisco de la ciudad capital, recibirá a cientos de niños y niñas en un compartir que incluirá payasos, concursos y juegos infantiles, bajo el lema “pinto y vivo mi guate sin trabajo infantil peligroso”.

En Chile, la organización no gubernamental Paicabí ha organizado acciones públicas para sensibilizar a la comunidad sobre el tema. En esta ocasión, asociados con la Universidad Santo Tomás, en Viña del Mar, región de Valparaiso (centro), se distribuirá material informativo y se participará en instancias de reflexión sobre cómo enfrentar el trabajo infantil.