Venezuela expresó su buena disposición y compromiso para alcanzar una solución práctica, pacífica y satisfactoria del diferendo limítrofe con Guyana, respecto a la histórica disputa territorial entre los dos países.

“La República Bolivariana de Venezuela mantiene su posición histórica de considerar nulo e írrito el Laudo Arbitral de 1899, tal y como consta en el Acuerdo de Ginebra de 17 de febrero de 1966, suscrito por ambos Estados. Esta posición venezolana ha sido reafirmada, una vez más, por la Delegación técnica de Venezuela, el pasado 20 de junio del 2014 en la reunión sostenida en Trinidad y Tobago”, se expresa en el comunicado emitido por la Cancillería venezolana.

Asimismo, ratifican la buena disposición del Gobierno venezolano, liderado por el presidente Nicolás Maduro, para abogar por la paz entre las naciones, con particular énfasis en las relaciones de cooperación y comercio justo a través de Petrocaribe.

Mediante el comunicado, el Gobierno venezolano también rechaza las declaraciones emitidas por la Ministra de Relaciones Exteriores, Carolyn Rodrígues-Birkett, relacionadas con la decisión unilateral de ese gobierno de buscar opciones distintas al Proceso de Buenos Oficios para dirimir el diferendo limítrofe por el territorio Esequibo que actualmente mantienen ambas naciones.