El mandatario venezolano señaló que la caída actual de los precios del petróleo forma parte de una estrategia para la destrucción económica internacional orquestada desde Estados Unidos.

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, denunció este lunes las estrategias de Estados Unidos para atentar contra la economía internacional y desfavorecer a gobiernos que no aprueban la política de injerencia promovida desde Washington.

Guerra económica

Maduro destacó que se debe aprovechar la gran oportunidad para generar cambios económicos y en la dinámica productiva del país con la participación de sus ciudadanos, empresas sociales y privadas.

Convocó al trabajo a todos los sectores productivos del país; especialmente a los trabajadores del campo; en la que destacó la existencia de 33 millones de hectáreas cultivables.

Recalcó que a la nueva generación de trabajadores del campo hay que motivarlos y apoyarlos con todos los recursos necesarios para continuar en la lucha por mantener la producción en el territorio nacional.

El dignatario afirmó que de acuerdo a un informe del Banco Central de Venezuela (BCV) el daño a la economía venezolana durante el primer semestre se atribuye a las “guarimbas” y en el segundo semestre a la guerra económica orquestada por la derecha.

Lucha contra el Fracking

En una conversación pública con productores de alimentos venezolanos, puntualizó que la caída en los precios del barril petróleo es causada del fracking; que extrae al explota recursos energéticos por métodos hidráulicos que conllevan daños importantes al medio ambiente.

Sobre este punto invitó a divulgar en cadena nacional los documentales realizados teleSUR y televisoras públicas para explicar las consecuencias de esta clase de actividades.

Sanciones contra Rusia

Respecto a las estrategia económicas de EE.UU.destacó que el objetivo principal de las mismas es “colapsar a Rusia y acabar con la nueva Rusia que se ha levantado como potencia de paz”.