En ocasión de celebrarse este domingo el Día de la Sagrada Familia, el padre Naguib Eslaquit, Director del Centro de Retiro Espiritual Betania, de Dolores, Carazo, aseguró que la familia es la célula básica de toda sociedad de allí la importancia de que los nicaragüenses preserven su unidad y paz.

“La familia es la célula básica de la sociedad, la familia es la iglesia doméstica. Todos los nicaragüenses, a ejemplo de la Sagrada Familia de Jesús, María y José, debemos de salvaguardar esta paz que tenemos en Nicaragua, con las virtudes, la fraternidad, la tolerancia, la alegría, el amor, la reconciliación entre todos los nicaragüenses”, afirmó Eslaquit.

Admirado de los hermosos nacimientos de la Avenida de Bolívar a Chávez, donde las instituciones del Gobierno han instalado diferentes expresiones artísticas de la Sagrada Familia, el religioso pidió porque el año 2015 sea un año de bendiciones, prosperidad y victoria para todos.

“Que la Sagrada Familia de Nazaret continúe protegiendo y dando toda clase de bienes espirituales y celestiales a nuestra Nicaragua linda, bella, fraterna y amada por Dios, José, Jesús y María”, expresó.

Para Eslaquit la unidad y la armonía en las familias es un don que debe ser preservado.

“Todos los nicaragüenses tenemos que buscar mayor unidad en la familia. El don maravilloso que tenemos los nicaragüenses y que hemos conquistado es el don de la Paz, y Jesucristo que es el Príncipe de Paz nos insta a todos nosotros para que tengamos esa unidad familiar, porque cuando tenemos unidad familiar tenemos mayor comprensión, tenemos mayor armonía, vamos fomentando las virtudes de la tolerancia, vamos fomentando todo ese valor del respeto del uno por el otro”, manifestó.

Recordó que convivir por momentos cortos es fácil, pero hacerlo en el día a día puede muchas veces provocar algunas dificultades que beben ser superadas anteponiendo siempre el amor.

Para Eslaquit Nicaragua es una gran familia, de allí que “todos debemos estar en unidad, en alegría, apoyando a este Gobierno Cristiano, Socialista y Solidario, apoyando a nuestro Presidente Daniel, a la compañera Rosario Murillo”.

Recordó que este 2014 ha sido un año de muchos retos y desafíos, como también de grandes satisfacciones y victorias, como por ejemplo el inicio de las obras de construcción del Gran Canal de Nicaragua.

“Esperamos el 2015 con las manos levantadas suplicando al Altísimo para que sigamos siempre adelante, con valor, sin temor, con fraternidad, en unión, en familia, en unidad en una Nicaragua Cristiana, Socialista, Solidaria, en bendición, prosperidad y en victorias”, puntualizó el director del Centro de Retiro Espiritual Betania.