Este viernes la Juventud Sandinista, junto a las demás expresiones del pueblo organizado se congregaron en las rotondas y avenidas capitalinas para celebrar el 40 Aniversario de la Toma de la Casa de Chema Castillo.

Esa acción guerrillera se realizó el 27 de diciembre de 1974 y es considerada uno de los golpes más importantes efectuados por el Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) contra la Dictadura Somocista.

Para quienes se han unido a esta celebración, la Toma de la Casa de Chema Castillo significó el enrumbarse a estos nuevos tiempos de paz y libertad que vive hoy el pueblo nicaragüense.

Especial sentido tiene para la Juventud ya que los lleva a ratificar el compromiso y los sueños de aquel grupo de hombres y mujeres que expusieron su vida hace 40 años.

“Hoy Nicaragua va avanzando con el Gobierno del Comandante Daniel y de la Compañera Rosario. Es muy importante para nosotros los jóvenes estar respaldando esos 40 años”, expresó María Nela Gutiérrez Espinoza.

Esta acción avivó la lucha insurreccional que terminó derrocando la dictadura y dio paso a una Nicaragua donde la libertad ha permitido el desarrollo de programas de restitución de derechos para todas las familias.

Milton Espinoza subrayó que los programas sociales y ahora el Gran Canal Interoceánico son muestra del sacrificio de aquellos hombres y mujeres, y por los que hoy la juventud debe seguir luchando pero desde diferentes trincheras.

“Nosotros debemos seguir estudiando, salir adelante y apoyar el Comandante Daniel como militantes del Frente y como Juventud Sandinista”, señaló.

Gracias a este operativo guerrillero salieron en libertad grandes cuadros del Frente Sandinista, entre estos el Comandante Daniel Ortega Saavedra.