El Gobierno Sandinista, a través de sus instituciones, junto al pueblo de Nicaragua celebraron este 7 de diciembre a la Inmaculada Concepción de María.

Miles de personas recibieron con amor mariano un hermoso paquete lleno de alimentos básicos como arroz, azúcar, aceite, maíz, cereales y pastas; además, los niños y niñas alegres recibieron juguetes que formaron una sonrisa en su rostro.

En este día de gracia, alegría y fervor, en los diferentes distritos de la capital, se celebró a la Madre de Dios, así lo hicieron instituciones como la Alcaldía de Managua, en el Zumen; Mific, Inatec y Telcor en la Plaza la Biblia.

La compañera Daysi Torres, Alcaldesa de Managua, externó que sólo en el sector del Zumen se entregaron más de mil 500 paquetes y juguetes.

“Estos paquetes llevan arroz, frijoles, azúcar, aceite, cereales, maíz. De esta manera estamos dándole gracias a Dios, cantándole, rezándole a la Virgencita, a nuestra Madre Santísima la Virgen María”.

Indicó que en este año que culmina, los nicaragüenses debemos agradecer la protección concedida tras tantas dificultades acontecidas.

“Por todas las cosas buenas con las que ha ayudado a Nicaragua. Por la prosperidad, bienestar, salud, por toda la protección que nos dio nuestra Virgen en estos sismos, terremotos, lluvia, en todas las epidemias que hemos pasado y que nosotros, gracias a Dios, siempre hemos tenido la mano de Dios y el manto de la Virgen Santísima sobre nuestro pueblo”.

Recordando a nuestra Madre Santísima, Rosa Cristina Morales, dijo que “Yo tengo fe en la Virgen porque es la madre de Dios. Me siento satisfecha al llevar este alimento”.

Edgar Cabrera, enfatizó que el orden y la prioridad a las personas mayores y con discapacidad fue notoria en esta gritería a la Madre de Dios.

“Súper alegrísimo porque este gobierno nos está ayudando a nosotros los pobres, sobre todo a las personas de la tercer edad. Me alegra porque está bien organizado, están dejando pasar a los de sillas de ruedas, enfermos y a las personas de la tercera edad para que no los golpeen”.

Adriana Lacayo, devota de la Inmaculada, afirmó que la tradicional gorra es una bendición de Dios. Me siento alegre porque nos ayuda en la economía de la casa. “Alegre, después de Dios le doy gracias al comandante Daniel porque él es una gran persona. ¡Que viva la virgen!.

Zayda Velázquez comentó que “Estoy muy satisfecha, agradecida con nuestro gobierno y la Virgen María. Que Dios bendiga a Daniel y que siga siempre y que Dios me lo bendiga para toda la vida”.

Otra devota de la Conchita es la señora María Moreno Montiel, quien dijo que “Me siento muy alegre. Ningún presidente se acordaba de nosotros los pobres en esta fecha. Hasta ahora Daniel Ortega y la (Compañera) Rosario Murillo que ha hecho esto con la Virgen María”.

“Es una gran oportunidad que nos dan a nosotros para poder recibir este paquete solidario. Gracias al presidente y a la compañera Rosario. Esto es una gran ayuda porque aunque uno trabaje es poco lo que uno gana para el sustento de la familia”, afirmó Isabel Quintana.

Por su parte, Martha Suazo, agregó que “Le damos gracias a Dios, a la Virgen y al Comandante Ortega que nos ha dado una ayuda porque esto es una ayuda grande. Vamos felices con el brindis que le dieron a los niños y a nosotros”, finalizó.