Las primeras en ser trasladadas fueron ocho familias del barrio Las Torres y del barrio Santos Espinales del distrito IV, quienes a partir de ahora empezarán a vivir en condiciones más seguras en la urbanización 31 Aniversario, ubicada en el distrito VI.

Una de estas familias es la del señor Leocadio Urbina Rostrán, cuya casa donde habitan siete personas estaba a punto de precipitarse a las orillas del Lago Xolotlán producto del socavamiento de la tierra.

“Me siento tranquilo porque ya vamos a estar más seguros. Estar viendo aquí era un riesgo. Estas últimas lluvias han sido duras. El agua empezó a comerse poco a poco todo hasta llegar a la casa”,  afirmó Urbina quien dijo se las dos últimas lluvias que cayeron sobre Managua fueron la voz de alarma para solicitarle a las autoridades ser trasladado a un lugar más seguro.

De las siete personas que habitaban en esta vivienda, cuatro son niños de los cuales dos son discapacitados.  “Ahora ellos van a estar más seguros también en la nueva casa. Para mí es un gran orgullo saber que tenemos un buen gobierno que mira los pobres por los que tenemos necesidad”, destacó.

Cabe señalan que las ocho familias trasladadas este martes estaban integradas principalmente por mujeres y niños, de allí el esfuerzo del gobierno por garantizar su seguridad.

“Teníamos miedo a que todo se desbarrancara. Este problema se agravó desde el año pasado con la lluvia. Yo me siento muy agradecida porque tengo un niño de tres años y me daba miedo de que se me fuera al guindo”, afirmó Marta Isabel Urbina salgado, 23 años.

Para estas familias, la urbanización 31 Aniversario adonde fueron trasladadas les garantiza un nuevo comienzo lejos de la inseguridad de sus antiguos hogares.

“Dios bendiga al comandante Daniel. Aquí no había habido un solo gobierno que hiciera esto por los pobres”, dijo Juan David Flores Vázquez, quien tenía 11 años de vivir en el barrio Las Torres, de los cuales tres fueron realmente un dolor de cabeza al estar pensando que de un momento a otro todo se iba a derrumbar.

“Era una presión sicológica cuando venían las lluvias por la noche. No se podía ni dormir por miedo a que se nos fuera la casa al barranco”, expresó.

Este miércoles la Alcaldía y la Defensa Civil estarán trasladando también hacia la Urbanización 31 Aniversario a otras 16 familias que habitan en condiciones inseguras en el sector de la Loma de Chico Pelón.

De acuerdo a la delegada del distrito IV de Managua, Jennifer Porras, las zonas de donde están siendo evacuadas estas personas serán declaradas como no habitables. La municipalidad también procederá a realizar obras de mitigación para evitar que las viviendas aledañas sean afectadas por las lluvias.

Según el teniente coronel Andelí Sevilla, Jefe de Transmisiones de la Defensa Civil, desde el año pasado se había venido valorando cuáles eran los lugares más críticos ante la temporada lluviosa, de tal manera que este año se está dando respuesta inmediata a la población trasladándolas hacia lugares más seguros.