Nicaragua inició este 28 de noviembre los novenarios a la Santísima Virgen María, madre de todos los nicaragüenses.

En la comunidad los Rugamas más de mil personas acudieron al llamado realizado por la Alcaldía de Managua para adorar una vez más con fe y devoción a la Purísima Concepción de María.

La alcaldesa de la capital, compañera Daysi Torres, destacó la importancia de estas celebraciones marianas, agradeciendo los favores de la virgen al pueblo nicaragüense.

“Estamos muy contentos de compartir con ustedes este momento hermoso donde vamos a alabar a nuestra Madre Santísima, donde vamos a darle gracias por la paz, por la alegría, entusiasmo, fe, fuerza y por todas las bendiciones que nos ha traído a nuestro país, a nuestros hogares y a nuestras comunidades con el Buen Gobierno del presidente Daniel y la compañera Rosario”.

Unos 1 mil 500 paquetes con alimentos básicos como arroz, frijoles, azúcar, aceite, cereales fueron entregados en nombre de la Inmaculada; a la vez, a los niños y niñas se les entregó juguetes que recibieron con mucha alegría.

Devota de la Virgen desde pequeña, la señora Luisa Amanda López Acuña, contó que se siente “alegre porque esto es una bendición de Dios. Cuando yo estaba chiquita padecía de asma y le pedía la Virgen María que me curara y me curó. Todo el tiempo yo voy a rezar por la Virgen”.

"Alegrísimo esto. Nosotros somos bien católicos. Está bueno lo que está haciendo el gobierno”, valoró por su parte Irma Vargas García.

Donald Rugama Cuaresma, manifestó que es excelente que el Gobierno fomente en el pueblo el cultivo de las tradiciones marianas.

“Yo me siento muy feliz porque he sido muy católico desde tiempos de mi madre. Me siento feliz porque tenemos un buen presidente, un hombre que se acuerda de los pobres, se acuerda de todas sus comunidades, por eso yo le deseo muchas bendiciones”, concluyó.