Laguna participa en el Seminario Internacional de Periodismo y Turismo que hasta este miércoles sesiona en La Habana con la presencia de 40 comunicadores de 11 países.

El encuentro cuenta con sede en el Instituto Internacional de Periodismo José Martí, y examina las tendencias más acuciantes de la información dedicada a la industria recreativa.

Agregó el directivo que en estos momentos el periodismo nicaragüense atraviesa por una situación particular, no solo en el ámbito económico y social, sino en cuanto a la política e intentos desestabilizadores.

Dijo que ciertas organizaciones no gubernamentales, o por lo menos con esa forma de presentarse, aprovechan las necesidades de algunos periodistas y mediante la embajada de los Estados Unidos le facilitan dinero para que critiquen a las autoridades.

Esos informadores, refirió, reciben unos siete mil 500 dólares anuales para participar en encuestas y reportajes contra el gobierno de la unidad y reconciliación nacional, lo que critica el Colegio.

Esto ocurre en algunos departamentos a partir del desempleo de comunicadores.

No obstante, el Colegio desarrolla una tarea de comprar y distribuir terrenos para la edificación de viviendas para aquellos colegas sin techo, o contratan médicos especializados en Geriatría para atender a los informadores de más edad.

Con el apoyo del gobierno, insistió, se les distribuyen a estas personas de manera gratuita medicinas y otros medios necesarios para la salud de comunicadores de más edad.

Este fortalecimiento del gremio incluye el trabajo que realizarán dos profesores del Instituto Internacional de Periodismo José Martí de Cuba al impartir conferencias por toda Nicaragua y explicar la importancia de la ética profesional, aseguró.

Tal trabajo busca enfrentar el intento de contaminación no solo de los periodistas, sino del pueblo, mediante esta parte de la política.

El Colegio de Periodistas existe desde el 2000 cuando se aprobó la ley correspondiente en la Asamblea Nacional, y cuenta con una sede en Managua y filiales en todos los departamentos del país, con una membresía de 986 informadores, el 50 por ciento en la capital.

Esta entidad destaca por su seriedad y legalidad, acotó, aunque existen otras como la Unión de Periodistas de Nicaragua (UPN), con mucha historia fundada contra del somocismo, la Asociación de Periodistas Nicaragüenses, o el sindicato de periodistas.

Todos los profesionales, concluyó Laguna, pertenecientes a las otras organizaciones gremiales pueden integrar el Colegio, de ahí su importancia.