El Campeón Mundial de Boxeo en las 118 libras, el joven nicaragüense Randy Caballero, colocó una ofrenda floral en la Plaza de las Victorias, monumento al deporte, donde se erige imponente uno de los tantos triunfos del tricampeón nicaragüense Alexis Argüello.

Sobre el legado de Alexis a los deportistas nicaragüenses, Caballero afirmó que “es una de las personas más grandes del boxeo en Nicaragua, yo quiero ser como Alexis algún día”.

Ahí recordó lo mucho que le ha costado su nueva victoria lograda el pasado fin de semana en Mónaco.
“Esto es algo muy grande para mí. Era una pelea muy dura y trabajé duro para ganar”.

Sobre su estado de salud y físico, afirmó que “la mano me dolía mucho, pero resistí los golpes y no hay fractura. Pronto regresaré al gimnasio en Estados Unidos para seguir entrenándome”.

Su padre, Marcos Caballero, externó que “no hay palabras para describir lo que sentí en ese momento, solo me resta agradecerle por ese apoyo, porque si el gobierno no se hubiera logrado este recibimiento que estamos viviendo”.

“Se mira el esfuerzo que el gobierno hace para apoyar el deporte, porque es algo bien duro y caro cualquier deporte y que bien que el gobierno pone su aporte para que estos jóvenes logren su sueño”.

Destacó que a pesar que su hijo no se ha formado en Nicaragua, “es un orgullo para todo el que ha nacido en este país tan bello enseñar a sus hijos la cultura, mis cuatro hijos se sienten cien por ciento nicaragüenses”.

Además de la Orden Alexis Argüello, Randy va a tirar la primera bola en el juego Bóer vs San Fernando en Masaya y será homenajeado en el Parque Luis Alfonso Velázquez Flores donde se le entregará una placa por su campeonato, enmarcado en la velada de la tercera fecha de la Copa Alexis Argüello que se disputará el día jueves 30 de octubre.