Por quinto día consecutivo continúan las labores de evacuación en el barrio 18 de Mayo, logrando hasta el momento el traslado de 220 familias, quienes con mucha disposición han accedido, acatando las orientaciones y recomendaciones del Gobierno Sandinista, tomando en cuenta que el objetivo principal de estas acciones es garantizar su propia vida.

A pesar del arduo trabajo que han venido realizando los trabajadores de la Alcaldía de Managua, la Defensa Civil, la Promotoría Solidaria y la comunidad organizada, aún hay algunas viviendas ubicadas en la parte Este del cauce, razón por la que han duplicado los esfuerzos de trabajo para que las familias instaladas en el sitio salgan de ahí, tomando en cuenta que es uno de los siete lugares de riesgos identificados en la capital.

“Las familias que hemos evacuado han sido trasladadas a cuatro de los albergues habilitados por nuestro gobierno ubicados en Las Mercedes, Portezuelo, Padre Fabreto y Rocargo, hoy estimamos trasladar a más de 50 familias, en un censo inicial teníamos un registro de 350 familias afectadas sin embargo hemos identificado que hay más familias en situaciones de mucho riesgo por ello hemos procedido a evacuarlas” manifestó Jennifer Porras, delegada de la alcaldía en el distrito V.

“Nuestra prioridad en el proceso de evacuación era el sector Oeste del cauce, donde se produjo la tragedia y en segunda instancia procedimos a evacuar a las familias que estaban dentro del cauce y ahorita estamos terminando de proceder toda la parte Este del mismo, el riesgo era latente para todas las familias que estaban en el cauce ya que estaban expuestos a desplomes e inundaciones” añadió.

Familias evacuadas confían en Gobierno Sandinista

Los pobladores del 18 de Mayo afirman que desde el primer momento que el Gobierno Sandinista decretó la alerta amarilla y luego de haber presenciado el lamentable hecho en el que fallecieron nueve de sus vecinos, accedieron a la disposición de ser evacuados, confiando en el compromiso del buen Gobierno Sandinista de brindarles mejores condiciones de vida.

“Tenemos que irnos de este lugar y aunque nos da mucho pesar dejar lo que construimos durante seis años consideramos que preservar la vida es más importante, estamos confiando en que de ahora en adelante las cosas van a ser mejor para nosotros” manifestó Eduardo Sánchez.

“Estamos preparados para dejar nuestras casas porque confiamos primero en Dios y luego en el Presidente Daniel Ortega, quien se ha comprometido a estar pendiente de nosotros y de nuestras necesidades, sabemos que él quiere garantizar nuestras vidas y por eso nos están evacuando, a lo que hemos accedido” afirmó Lorena Mayorga.

“Hemos preparado lo necesario para ser trasladados a los albergues, sabemos que es difícil dejar el lugar donde vivimos por ocho años, pero es peor que algunos de nuestros familiares valla a sufrir algún incidente. Sabíamos que estábamos en un lugar peligroso pero teníamos necesidad sin embargo nos vamos con la seguridad que el gobierno nos va a brindar su apoyo” destacó Bayardo López.

La solidaridad de los pobladores de los barrios aledaños al 18 de Mayo no se ha hecho esperar, muchos han llegado hasta la zona de evacuación para brindar su mano amiga a las personas que hoy están siendo trasladadas a los albergues, ayudándoles a cargar sus pertenencias a los camiones y dándoles palabras de aliento ante tan difícil situación.

“Como parte de nuestra solidaridad entre nicaragüenses, hemos vendió a apoyar a las familias que están siendo evacuadas, sabemos lo difícil que es dejar sus casas pero es importante garantizar la vida de todos y evitar más hechos lamentables, recordemos que es de revolucionarios apoyarnos en las dificultades y por ello estamos desde hace días apoyando la labor de evacuación” concluyó Ramón Espinoza.