Combatientes y colaboradores históricos del Frente Sandinista conmemoraron en el municipio de Nindirí, la epopeya de la Ofensiva Insurreccional ‘Octubre Victorioso”, que significó un acto de heroísmo del pueblo nicaragüense, que de esa manera empezó a quitarse las cadenas impuestas por la dictadura somocista.

La ceremonia de conmemoración empezó con una caminata desde el Parque Central hasta la entrada principal en Nindirí, en la que los compañ[email protected] portaron afiches y mantas con los nombres de los héroes y mártires, particularmente de Juan Carlos Herrera “La Foquita”, un dirigente revolucionario que murió combatiendo en la liberación de Masaya.

La jornada conmemorativa de ‘Octubre Victorioso” concluyó con un acto cultural-político y un almuerzo típico que fue degustado por los combatientes y colaboradores históricos, por los miembros de la Juventud Sandinista 19 de Julio y la madre de los Héroes y Mártires.

“Octubre Victorioso fueron pasos firmes en la lucha del Frente Sandinista, en ese momento se pensaba que estaba muerto (desorganizado) el FSLN, pero no, estaba más vivo que nunca y eso se demostró con diferentes combates el 17 de octubre, donde cayó Juan Carlos Herrera y era de Nindirí”, refirió René Membreño, catalogando a La Foquita como un revolucionario muy solidario y entregado al FSLN desde sus tiempos de estudiante de secundaria. Membreño es Secretario Político del Consejo de Combatientes Históricos Juan Carlos Herrera.

“El objetivo de Octubre Victorioso era movilizar al pueblo en todas sus formas de lucha, tanto en las montañas y en las ciudades, dio los resultados positivos porque empezaron a salir las primeras insurrecciones populares en los departamentos como Monimbó, Matagalpa, León, Estelí”, dijo Wilfredo Moreira, otro combatiente histórico que recordó que la gesta incluyó movilizaciones políticas de protesta contra la Guardia Nacional y el dictador Anastasio Somoza Debayle.

“La Foquita era como todo revolucionario, un hombre sencillo, sincero, honesto, creía en su causa (la revolución) creía en Dios y lo demostraba todo el tiempo”, agregó Moreira.

Enrique Narváez, Secretario Político Municipal en Nindirí, indicó que Octubre Victorioso, es el preámbulo de la lucha clandestina a la lucha guerrillera, y que el pueblo supiera que la Guardia Somocista no eran indestructibles y que podía ser vencida si el “pueblo se unía para combatirla”.