La Habana (Cuba) acoge el próximo lunes una Cumbre extraordinaria, que centrará su debate en el enfrentamiento a la epidemia del ébola.

La reunión responde al llamado del secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, para aunar los esfuerzos internacionales en la prevención y el enfrentamiento a la epidemia del ébola que afecta a África occidental y central.

En la Cumbre, el ALBA definirá la contribución mancomunada ante este desafío sanitario para evitar la propagación de la enfermedad a la región de América Latina y el Caribe, señala.

El organismo, nacido en 2004, está integrado por el bloque Antigua y Barbuda, Bolivia, Cuba, Dominica, Ecuador, Nicaragua, Santa Lucía, San Vicente y las Granadinas, Venezuela, Surinam, Guyana y Haití.

La epidemia ébola es la mayor emergencia sanitaria mundial desde la aparición del Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida, con más de cuatro mil 500 fallecidos en África occidental.

Guinea, Liberia y Sierra Leona, son los países más afectados. La crisis tiene un alcance regional más amplio, pues la enfermedad podría afectar a más de un millón 400 mil personas para mediados de enero próximo.

Brigada médico cubana combatirá el ébola

Una brigada de 165 profesionales cubanos de la salud ya trabajan en Sierra Leona, en tanto otro grupo está en Liberia. Todos los cooperantes recibieron una preparación en la isla, donde se alistaron condiciones similares en las que trabajarán en las naciones afectadas.

El grupo está conformado por 63 médicos y 102 enfermeros con más de quince años de experiencia. El virus del ébola ha causado la muerte a miles de personas en África Occidental.

El líder histórico de la Revolución cubana, Fidel Castro, sostuvo en su más reciente artículo "La hora del deber" la importancia de la participación de estas naciones para dar los pasos pertinentes que impidan la extensión de la epidemia y combatirla de forma rápida y eficiente.