El presidente de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Mahmud Abbás, denunció este viernes ante las Naciones Unidas que ha llegado la hora de acabar con la ocupación de Israel y anunció la próxima entrega de un proyecto de resolución que busca una "paz justa" para su pueblo.

"Ha llegado la hora de la independencia del Estado de Palestina", proclamó Abbás, en medio de los aplausos de las delegaciones congregadas en esta jornada de debates de la 69° Asamblea General de las Naciones Unidas.

Además denunció que la reciente destrucción de Israel en Gaza no tiene precedentes históricos y defendió el derecho de su pueblo a resistir los ataques y la ocupación de Israel.

"No vamos a olvidar ni a perdonar (...) El pueblo palestino defiende firmemente su derecho legítimo a defenderse de la maquinaria israelí y a resistir".

"Algunos defienden la resolución de dos Estados (uno palestino y otro Israelí). ¿Pero dónde está el Estado palestino?", se preguntó Abbás.

Alertó a la comunidad internacional de cómo "las bandas armadas de colonos" siguen agrediendo a civiles palestinos.

"Subyugados bajo el control de colonos racistas y un Ejército ocupante", insistió.

Más temprano, el presidente de El Salvador, Salvador Sánchez Cerén, abogó por la creación de un Estado palestino y lamentó la masacre perpetrada por Tel Aviv durante 50 días, que mató a más de 2 mil 100 personas, la mayoría de ellos civiles.

No volver al pasado

El presidente palestino anunció que su país no participará más, en las actuales circunstancias, en la mesa de negociación que desde hace varios años mantiene con Israel, con la intermediación de Estados Unidos (EE.UU.), pues no es creíble ni seria.

"La idea de que es posible volver (a las estrategias) del pasado, que han fracaso, es ingenua, en el mejor de los casos (...) ya no es aceptable ni posible repetir métodos que han demostrado ser inútiles (...) es imposible volver al ciclo de negociaciones que no pudo abordar la cuestión de sustancia (...) no hay ni credibilidad ni seriedad en las negociaciones (de Israel)", dijo y anunció la próxima presentación de un proyecto de resolución que traiga una "paz justa".

"Todavía creemos en una paz justa mediante una solución negociada", sentenció.