El Observatorio Sirio de Derechos Humanos señaló este martes que los bombardeos perpetrados por el gobierno de Estados Unidos (EE.UU.) y la coalición internacional contra el autodenominado Estado Islámico (EI) dejaron un saldo de ocho civiles fallecidos.

De igual forma los bombardeos realizados por el Gobierno de Estados Unidos a Siria dejaron heridos a al menos 30 milicianos del frente Al-Nusra, filial de Al Qaeda en ese país.

Por su parte, el Gobierno de Siria ha reiterado en varias oportunidades, que considerará como una agresión y una violación a su soberanía cualquier ataque militar perpetrado por EE.UU. y la coalición internacional contra el Estado Islámico, sin aprobación del Ejecutivo o al menos del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas.

El Pentágono informó este martes que realizó los primeros ataques contra el Estado Islámico en Siria. Destacó la utilización de misiles de última tecnología y bombardeos contra la provincia de Raqqa, al norte de ese país.

Al respecto la Cancillería siria emitió un comunicado en donde destaca que recibió notificación estadounidense sobre los ataques; sin ofrecer mayores detalles. En relación con este punto se esperan nuevas informaciones, como precisó el corresponsal de teleSUR en ese país, Hisham Wannous.