La comunidad educativa del colegio Rubén Darío en el Distrito IV conmemoró el 193 aniversario de la Independencia de Centroamérica, con una serie de presentaciones culturales y la dramatización de los momentos vividos ese 15 de septiembre de 1821, fecha en que próceres de las entonces cinco provincias firmaron nuestra emancipación de la Corona Española.

En la jornada los estudiantes llegaron vestidos del uniforme azul y blanco, algunos otros arropados del traje huipil y portando la bandera patria, niños de preescolar representaron la batalla de San Jacinto, vestidos de Andrés Castro y el General José Dolores Estrada, héroes y próceres nicaragüenses.

Las festividades patrias iniciaron a las 8 en punto de la mañana con la entonación de nuestro glorioso himno nacional, posteriormente los niños hicieron presentaciones culturales danzando música tradicional nicaragüense.

El momento cumbre del acto patrio ocurrió cuando cinco estudiantes del sexto grado de primaria, vestidos elegantemente, simularon la firma del acta de independencia, acción que provocó el aplauso de los estudiantes, representantes del Ministerio de Educación y de los padres de familia que se declararon contentos que el Gobierno Sandinista, a través de las autoridades educativas estén promoviendo nuestro orgullo de ser nicaragüenses.

“Aquí tenemos todas las modalidades educativas, estamos celebrando la independencia y los [email protected] hicieron una representación de lo que fue la firma del acta de independencia y el 158 aniversario de la batalla de San Jacinto”, dijo la profesora Gloria Segura directora del citado colegio público.

Indicó que estas actividades son una fiesta nacional, por tanto todas las familias deben exaltar ese orgullo de ser nicaragüenses y de haber nacido en una patria que siempre ha tenido hijos que la amen y la defiendan.

Erick Gabriel Dávila del sexto grado que representó al ilustre académico Miguel De Larreynaga, dijo sentirse profundamente orgulloso de haber nacido en un país, donde ahora las familias se les restituyen sus derechos a tener viviendas, educación y salud gratuita.

“Estoy orgulloso porque nuestro país ha salido adelante, por todo lo que ha sucedido en este tiempo y le doy gracias al Presidente (Comandante Daniel Ortega) porque ha favorecido con casa a las personas que no tienen asilo”, dijo Dávila.

“Me siento orgullosa de haber nacido en un país tan maravilloso como es Nicaragua”, mencionó Roxana Salgado de Quinto Año de Secundaria.

La señora Wendy Martínez, madre de una niña de preescolar que bailó la popular canción “Palomita Guasiruca”, expresó estar contenta porque en los colegios, se les está inculcando a los niñ@s desde muy pequeño el amor por la Patria, respeto a los símbolos patrios y acciones que dan amor y paz.

“Es algo bueno porque ya el niñ@ va respetando esos símbolos patrios y esas fiestas patrias. He visto que algunos alumnos escuchan el himno nacional ni se detienen y siguen caminando, entonces desde chiquito es muy importante para que el día de mañana si escuchan el himno se detengan y rindan respeto”, mencionó Martínez, pobladora del barrio San Luis.

En tanto José Rivera Pulido que llevó a su niño de 4 años vestido del General José Dolores Estrada, señaló que con los pocos recursos económicos que tiene, pudo comprar un traje para que su pequeño lo vistiese y de esa manera representará a uno de los principales héroes de la Batalla de San Jacinto.

“Con esto le enseño que se sienta orgulloso de ser nicaragüense y a la vez va conociendo quienes fueron nuestros héroes. Desde esta edad (señala a su hijo) es que vos le vas creando el amor a estas fiestas y mientras vaya estudiando y vaya adquiriendo más conocimiento, le vaya gustando más y se sienta más orgulloso de su país”, cerró Pulido.

Los actos de lectura del acta de Independencia de Centroamérica se realizaron en muchos colegios públicos del país, en Managua se se hicieron en los colegios Rubén Darío, Clementina Cabeza, Enrique Flores y en el Instituto Rigoberto López Pérez.​