En las próximas horas el planeta Tierra recibirá el impacto de una tormenta solar que podría generar averías en las telecomunicaciones y en los circuitos electromagnéticos, además de producir bellos fenómenos luminosos conocidos como auroras boreales en los polos norte y sur.

El doctor Jaime Incer Barquero, científico nicaragüense estudioso de la astronomía, explicó que las tormentas solares son generadas por la actividad solar, la cual es cíclica y se incrementa en periodos de 11 años.

En este momento, indicó, “estamos terminando uno de esos máximos de esa actividad cuya característica es la proyección de gran cantidad de materia y elementos radioactivos y electromagnéticos que se desprenden de la corona solar o atmósfera del sol”.

“Estos fenómenos aparecen como explosiones conocidas como eyecciones de masa coronal y que el Sol emite al espacio y parece que lo que emitió hace varias horas viene en dirección a la Tierra a una velocidad de 3 mil kilómetros por segundo”, detalló.

Incer coincidió con la comunidad científica internacional que pronostica que la tormenta solar alcance al planeta entre el viernes y el sábado.

El científico explicó que la emisión de la masa coronal, también conocida como plasma, está formada de electrones y protones y es altamente magnetizada.

“Cuando llega a la Tierra, choca contra una capa protectora que es la magnetósfera, entonces esas partículas son llevadas a los polos, donde se producen bellísimas auroras boreales”, indicó.

No obstante, señaló que el fenómeno también tiene efectos negativos porque perjudica las radiocomunicaciones, las telecomunicaciones, comunicaciones satelitales y puede averiar las transmisiones eléctricas.

“No es raro que en algún lugar del planeta se produzcan con cierta intensidad cualquiera de esos fenómenos. Todo depende que cara de la Tierra está en frente al momento en que esa eyección coronal choque con la Tierra”, dijo Incer.

Destacó que existe un aviso mundial de que viene este fenómeno “que puede producir disturbios electromagnéticos que afectan las telecomunicaciones, las radiocomunicaciones y todo tipo de transmisión eléctrica y actividad en los satélites”.

El doctor Incer recordó que en los últimos años ha habido emisiones solares con diversas intensidades y direcciones. “Hace dos años una alcanzó la Tierra. Estás son eyecciones poderosas, son como explosiones a centenares o miles de bombas atómicas disparadas al mismo tiempo”, expresó.

El científico aclaró que las eyecciones de masa coronal que impactan a la Tierra no tienen ningún otro efecto sobre la salud de las personas u otra incidencia más que averiar, cuando son muy intensas, las telecomunicaciones, radiocomunicaciones y circuitos electromagnéticos.