El Canciller de México, José Antonio Meade, arribó este martes a Nicaragua con el objetivo de seguir fortaleciendo los lazos de cooperación entre ambas naciones y promover la Cumbre Iberoamericana que se realizará en Veracruz el próximo mes de diciembre.

El jefe de la diplomacia mexicana dijo al tocar tierra pinolera que Nicaragua y México tienen una relación bilateral intensa afincada en los espacios y oportunidades de inversión y comercio.

“Ahora nos ocupa de manera particular la Cumbre Iberoamericana, pero más que la Cumbre Iberoamericana están los trabajos que estamos haciendo en el contexto de Mesoamérica. Lo estamos haciendo en materia de cooperación y esta visita sirve para refrendar el interés de México de seguir profundizando en la agenda con Nicaragua con quien tenemos una relación estratégica muy importante”, explicó.

Meade dijo que su país está interesado en seguir trabajando temas como la infraestructura y la ampliación del programa Mesoamérica sin Hambre. Respecto a este último, aseguró que México valora positivamente el programa Hambre Cero que desarrolla el gobierno nicaragüense.

Entre las inversiones en infraestructura que tiene el país Azteca en Nicaragua está la construcción de la carretera vieja a León.

En relación al Gran Canal Interoceánico de Nicaragua, el Canciller Mexicano manifestó la importancia de reunirse con los funcionarios del Gobierno Sandinista para conocer el proyecto.

Esto “permitirá de primera mano conocer algunos de los pormenores y con base en ese conocimiento y la presentación que se haga identificar si hay espacios de interés de parte de México”, afirmó Meade.

Este miércoles está previsto que el Canciller Mexicano se reúna con el Presidente de la República, Comandante Daniel Ortega.