Cuatrocientas noventa y un toneladas métricas de arroz, equivalentes a 10,800 quintales, fue el importante donativo que realizó este miércoles el Gobierno y Pueblo de Japón al Programa Mundial de Alimentos (PMA) destinado al Programa Integral de Nutrición Escolar (PINE) del Ministerio de Educación (Mined) y para dar respuesta a las familias del Corredor Seco afectadas por la sequía.

Del total del donativo, cuyo valor asciende a los U$520,227 dólares, 345 toneladas métricas (7,600 quintales) están destinados a complementar la canasta de alimentos para la merienda escolar de las niñas y niños de preescolar y primaria de las escuelas públicas del país y los restantes 146 toneladas (3,212 quintales) de arroz complementarán raciones de alimentos para próximas operaciones de asistencia alimentaria que realice el PMA en acompañamiento al Sistema Nacional de Prevención, Mitigación y Atención de Desastres (SINAPRED) para familias afectadas por la sequía.

“La contribución japonesa forma parte de ese convenio de solidaridad que viene suscribiendo con el PMA y con el JICA en este caso, de manera que nosotros consideramos que seguiremos avanzando en estas rutas de solidaridad y Nicaragua también continuará en etas rutas de restitución de derechos de nuestro pueblo, de nuestras niñas, de nuestros niños a tener una alimentación segura que les permita su permanencia en la escuela y la asimilación de conocimientos que es lo único que nos ayudará a avanzar en Nicaragua por esa ruta de mejoría y desarrollo económico en el país”, manifestó la Vice Ministra de Educación, Norma Irías.

El Embajador de Japón en Nicaragua, Masaharu Sato, reiteró su confianza en que este gesto de solidaridad contribuya a fortalecer los lazos de amistad y cooperación entre ambos pueblos, pero principalmente que el donativo contribuya a mejorar los niveles educativos y la permanencia escolar.

“Es indispensable para el desarrollo social y económico de este país asegurar que los niños vayan a la escuela y no pierdan su oportunidad de recibir su educación sin sufrir de hambre, asegurando una comida en la escuela animará a los padres a enviar a sus hijos a la escuela y alentará a los niños a quedarse en clases, poder concentrarse con la lección”, expresó Sato.

El representante del PMA en Nicaragua, Helmut W. Rauch, subrayó la solidaridad de Japón con el pueblo hermano de Nicaragua, en especial con la donación de arroz para complementar la merienda escolar de los diferentes centros educativos públicos y los programas de asistencia a las familias afectadas por la sequía como parte de los paquetes de alimentos que el Gobierno de Nicaragua a través del SINAPRED y con la colaboración del PMA está enviando al Corredor Seco del país.

“Este alimento es muy oportuno y muy necesario en este momento porque los esfuerzos de todos los actores nacionales están enfocados en garantizar que no falte el alimento en ninguna casa y para ninguna familia, por ello agradecemos al pueblo y Gobierno de Japón a través de su Embajador, el representante residente de JICA (Agencia de Cooperación Internacional del Japón), Tomoyuki Oki y a todos sus colegas por este hermoso gesto de hermandad y solidaridad con Nicaragua”, añadió Rauch.

Rauch destacó los esfuerzos que realiza el Gobierno Sandinista de cara a mejorar la infraestructura escolar y asegura que niños y niñas reciban el pan del saber en condiciones dignas.