Dado que el mes de septiembre es uno de los más lluviosos, las autoridades de salud de Nicaragua están abocadas a desarrollar una intensa jornada para prevenir enfermedades como el dengue y el chinkunguña.

Ambas enfermedades son transmitidas por el mosquito Aedes Aegypti, el cual prospera en agua limpia estancada. Esto para los especialistas es algo fundamental, ya que indica que es en los mismos hogares donde reside la principal vanguardia para luchar contra estas mortales enfermedades.

Entre las actividades que están efectuando los brigadistas están jornadas de concientización casa a casa, erradicación de criaderos, abatización y fumigación.

El subdirector del Centro de Salud Sócrates Flores, doctor Freddy Suárez, indicó que las medidas preventivas desde el hogar son indispensables para garantizar que la familia esté sana, sin embargo, manifestó que al primer síntoma la población debe acudir inmediatamente a las unidades de salud donde hay personal médico especializado en estas patologías.

“Este problema es responsabilidad de todos, tiene que ser una responsabilidad compartida. Le pedimos a la población que cuando lleguen nuestros brigadistas les permitan entrar a las viviendas para que estos puedan aplicar el abate en los recipientes útiles, igualmente en el caso de la fumigación, que ellos acompañen (al brigadista) y puedan garantizar la cobertura total”, señaló Suárez.

Miguel Reyes, epidemiólogo de este centro asistencial, aseguró que tanto el dengue como el chukunguña tienen sintomatologías parecidas, es decir, el paciente puede presentar fiebre, dolor de cabeza y dolores en las articulaciones. Sin embargo, aseguró que a diferencia del dengue, el chikunguña afecta las articulaciones de manera simétrica.

Uno de los lugares donde este martes se desarrolló una intensa jornada de lucha anti epidémica fue el barrio Santa Ana. Allí la población dijo estar agradecida con la labor del gobierno y dispuesta a colaborar con las autoridades en la erradicación de estas enfermedades.

“Es una buena actividad que está mandando a hacer el comandante Daniel y la compañera Rosario. Por nuestra parte nosotros eliminamos la basura, eliminamos las charcas, ponemos boca abajo las botellas, hacemos todo lo que se pueda hacer para eliminar los mosquitos”, afirmó la pobladora Elizabeth Zamora.