La solidaridad por la “Paz” en el mundo fue expuesta en el Congreso Latinoamericano y Caribeño de Estudiantes, quienes alzaron sus voces para condenar los ataques fascistas del imperio a los pueblos que piden a gritos la unidad.

En una de las conferencias realizadas en el Hotel Holiday Inn participó el embajador de Palestina en Nicaragua, Mohamed Saadat, quien agradeció al Gobierno de nuestro país y a los estudiantes por la solidaridad con su pueblo.

“Le quiero agradecer al Gobierno de Nicaragua, al Presidente Daniel Ortega y a Rosario Murillo a la Juventud Sandinista 19 de Julio y a todas las fuerzas expresadas a favor de nuestra causa, por su solidaridad con nuestro pueblo y también a toda América Latina por su atención con nuestro pueblo”, manifestó Saadat.

Durante su intervención el embajador palestino también llamó a los pueblos a manifestarse en solidaridad y defensa de las causas y el futuro de los jóvenes del continente.

“Les pido luchar contra ese nuevo fascismo que no respeta nada y ha tomado muchas decisiones por parte de Naciones Unidas, ahora es el momento de tomar otras medidas por el futuro del mundo”, fue el mensaje de Mohamed.

Por su parte los jóvenes se manifestaron y ratificaron una vez más su respaldo y solidaridad para alcanzar la paz en el mundo, por lo que Enrique Muñoz, de Venezuela destacó la importancia de evitar las intervenciones, especialmente a través de las redes sociales una fuente que el imperio ha utilizado para llegar a los jóvenes más vulnerables.

“Nosotros los jóvenes tenemos la responsabilidad de empoderarnos ser capaces de intervenir en cuestiones políticas porque los jóvenes sabemos que los pueblos latinoamericanos tenemos una potencia y una patria que hay que defender con nuestras ideas, en foros, diálogos que aporten al cambio y conciencia de todos”, Gerson Guerrero de El Salvador.

Por otra parte, Carlos Fonseca Terán, hijo del fundador del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), Comandante Carlos Fonseca Amador destacó que el conocimiento es fundamental en los jóvenes para la liberación de las naciones, “Un  pueblo  instruido  es imposible que sea destruido, y es por eso que una de las cosas importante es que hace la revolución es enseñar a leer y a escribir.”