Con un acto político-cultural, la embajada de Cuba, los Estudiantes Graduados de la Escuela Latinoamérica de Medicina de Cuba (ELAM) y la Juventud Sandinista 19 de Julio, celebraron el cumpleaños 88 del líder de la Revolución Cubana, comandante Fidel Castro, y el 84 aniversario del nacimiento del fundador del Frente Sandinista, comandante Tomás Borge.

El acto se realizó en la Plaza Cuba, donde además de música trova y testimonial, los asistentes pudieron ver un pequeño documental sobre la vida de Fidel y Tomás.

El embajador de Cuba en Nicaragua, Eduardo Martínez, señaló que esta es una fecha muy importante, ya que Fidel y Tomás representan mucho para las revoluciones cubana y nicaragüense.

“Representa mucho. Para nosotros los cubanos Fidel es nuestro padre, el fundador, el guía de nuestra revolución, que se ha mantenido al frente de nuestro proceso durante tantos años fiel a sus principios”, expresó.

“Nos sentimos fidelistas hasta los tuétanos. Nos forjamos en esos principios porque él nos forjó a todas las generaciones de cubanos, desde los que peinamos un poquitito de canas hasta los más jóvenes. Todos nos sentimos seguidores de ese legado como aquí en Nicaragua son seguidores del legado de Carlos, de Tomás”, aseguró el embajador.

Los muchachos de la Juventud Sandinista, aseguraron que verdaderamente estos dos grandes líderes revolucionarios son un ejemplo a seguir por su entrega y compromiso.

El joven Gustavo Escorcia destacó de Fidel su lucha revolucionaria y su amor por la paz, mientras que de Tomás el perdón y la importancia de continuamente estar fortaleciendo al Frente Sandinista.

Diamantina Mercado, egresada de la ELAM, destacó por su parte que todos los muchachos y muchachas que han estudiado en Cuba son parte del legado de Fidel.

Mercado aseguró que coincidentemente el comandante Tomás cumple años el mismo día que Fidel, lo cual demuestra cómo el destino de ambos luchadores venía ligado de antemano.