Los diferentes actores del sistema de justicia de Nicaragua se reunieron en un hotel capitalino para analizar y compartir las directrices de la Política de Estado para el fortalecimiento de las Familias nicaragüenses y la prevención de la violencia, así como la reglamentación de la ley 779 (Ley Integral contra la Violencia hacia las Mujeres).

El objetivo del encuentro fue que los participantes puedan empoderarse de las disposiciones, a fin de que todas las instituciones se coordinen de manera tal que las reglamentaciones y políticas tengan el efecto positivo y redunden en la prevención de la violencia intrafamiliar, partiendo de la formación en valores.

El seminario taller informativo contó con el auspicio de la Corte Suprema de Justicia y del Ministerio de la Familia. Participaron el Consejo Nacional de la Policía, los magistrados del Poder Judicial, jueces, fiscales del Ministerio Público, representantes del Ministerio de Salud y del Ministerio de Educación.

“El enfoque de la política de estado es prevenir la violencia de género desde el fortalecimiento de la familia, desde el rescate de valores que es nuestro modelo de persona, familia y comunidad, vamos a abordar un problema que es cultural y educativo, desde sus raíces para ir evolucionando en una sociedad más justas y relaciones de pareja más equitativa, en relaciones de respeto a lo interno de la familia y desde ahí prevenir la violencia”, indicó Ramírez al explicar ante el auditorio los objetivos perseguidos en esta nuevas disposiciones en torno a la Ley 779.

Uno de los aspectos en que se trabaja, es que la violencia no sea visto como un hecho normal dentro de nuestra sociedad, sino al contrario que sea vista como un fenómeno que debe atacarse desde la educación y formación en valores, para que las nuevas generaciones vayan construyendo una nueva cultura de relaciones más armoniosas y de respeto.

“Esto se basa en una transformación cultural, en una transformación educativa que requiere el concurso de toda la sociedad, incluido todos los que estamos en la ruta de atención del tema, todos tenemos que cambiar de enfoque, tener una actitud positiva alrededor de este entendimiento hombre y mujer”, explicó la servidora pública.

El compañero diputado Edwin Castro, enfatizó que con la promulgación de esta política y reglamento sobre la violencia intrafamiliar, se demuestra que el Gobierno Sandinista está avanzando en formar un nuevo modelo de relaciones entre las y los miembros de una familia.

Se previene educando en valores

“Es una política que no se basa únicamente en la sanción, se basa fundamentalmente en la prevención, en el amor, en la solidaridad, en consolidar a la familia, en buscar como cambiamos valor, como asumimos nuevos derechos de armonía de paz dentro de la familia y como cambiamos ese casette cultural que teníamos de que el hombre le podía pegar a la mujer en la intimidad de su hogar y eso se trasmitía a los hijos que después venían violento en sus nuevas relaciones, tenemos que cortar eso y eso es un problema de comunidad, de sociedad, no es un problema único de gobierno”, destacó Castro, añadiendo que Nicaragua es el país donde existe menor número de femicidios en relaciones a las otras naciones centroamericanas.

La Presidenta de la Corte Suprema de Justicia, la magistrada Alba Luz Ramos indicó que la prevención de la violencia es la mejor apuesta que se puede hacer en cualquier clase de delitos

“La prevención cuesta menos en términos económicos, en termino humanos también, de manera que al dejar establecido en el reglamento la política de estado de privilegio a la prevención, se le está dando una mayor entidad jurídica a la política de estado, se le está fortaleciendo”, comentó Ramos.

La Directora de la Policía Primer Comisionada Aminta Granera, indicó que el encuentro es una expresión de la importancia que da el Gobierno Sandinista al tema de la prevención de la violencia y a la unidad familiar como parte fundamental de la sociedad. Subrayó que ahora el país cuenta con Comisarias de la Mujer en todos los 153 municipios del país, un logro que da protagonismo a las mujeres.

Erradicar el fenómeno de la violencia

Granera agregó que esto contribuirá de gran manera a la reducción de los delitos que pueden ocurrir en el seno del hogar “este es un primer paso muy importante en el que estamos todos los operadores de justicia reunidos empapándonos de la parte legal, de las transformaciones legales que se están haciendo para luego poderlas aplicar dentro del espíritu de las políticas de nuestro gobierno”.

El legislador Carlos Emilio López, indicó que el reglamento a la ley 779 y la política de estado de fortalecimiento a la familia, permitirá que sea ejecutado de manera que se vayan mejorando las relaciones en nuestros hogares.

“No se trata solamente de castigar a los delincuentes (transgresores de la ley 779), si la ley, si el reglamente permite el castigo, rompe cualquier posibilidad de impunidad contra las agresores, pero no solamente se queda en la parte punitiva, sino que trasciende y crea una serie de mecanismos informativos, educativos, sensibilizadores y comunicadores a nivel de las personas, de las familias, de las comunidades (…) para erradicar, exterminar el fenómeno de la violencia”, valoró.

Este tipo de seminarios talleres informativos se multiplicarán en todo el país, de tal forma que todos los operadores de justicia en los 153 municipios, vayan empoderándose de la política y del reglamento para seguir impulsando el proceso hacia una nueva forma de relaciones que se fundamente en la formación de valores de convivencia y Buen Vivir.