197 jóvenes entre hombres y mujeres, todos los sábados se dirigen al Centro tecnológico de Oficios “Bismarck Aburto” ubicado en Tipitapa, donde se imparten cursos técnicos como reparación de celulares, operador, inglés, computación, diseño gráfico, belleza y cocina, entre otros.

María Fernanda, una joven estudiante del curso reparación de celulares se mostró muy interesada por las clases que desde hace varios fines de semana le están impartiendo.

“Me gusta mucho este curso y lo estoy estudiando porque quiero que sea una fuente más, prepararme y estoy agradecida con el Gobierno Sandinista”, manifestó.

Dijo que “Hasta el momento he aprendido a estabilizar los voltajes, a reparar, limpiar, darle mantenimiento a los celulares y muchas cosas más que me ayudarán económicamente”.

Juan Ramón Carmona, quien con una lupa en mano inspeccionaba la batería de un móvil, explicó que la clase impartida este fin de semana consistía en “la reparación de la carga de la batería de un celular”, agregó que “es algo que estamos aprendiendo gracias al Gobierno Sandinista, al Presidente (Comandante Daniel Ortega) y a la Primera Dama (Compañera Rosario Murillo)”.

Siguió diciendo que “Pienso que estos cursos son algo muy bueno que el Gobierno está haciendo por la juventud, ya que ante los jóvenes tomaban otros caminos porque no habían gobiernos que se preocuparan por sus educación e incentivarlos”.

“Espero desempeñarme en poco tiempo en esto que estamos aprendiendo ya que sé que la demanda de celulares es muy grande. Quiero seguir estudiando y trabajar”, contó Carmona.

Según la directora del Instituto Tecnológico, Rosa García Calderón, los requisitos para entrar a estudiar uno de los curso son mínimos.

“Para los cursos de cocina y repostería como hay que manipular aparatos, instrumentos como cuchillos, entonces solo se permite que participen jóvenes que tengan más de quince años; en el caso de belleza la edad que se pide es de 16 años, a los compañeros que desean estudiar albañilería se les solicita que trabajen en el oficio y que tengan cédula; en el caso de reparación de celulares, operador o computación se pide el sexto grado aprobado y que tengan 14 años”, explicó.