El jugador africano, que había forzado la prolongación con un gol en el minuto 88, fue el autor del tanto decisivo en la tanda de penales, en la que de su equipo sólo falló el del español Juan Mata, mientras que en los alemanes erraron dos jugadores, el croata Ivica Olic y Bastian Schweinsteiger.

El Bayern había sido el primero en marcar durante los noventa minutos reglamentarios, por medio de Thomas Müller de cabeza en el 83, pero el gol de Drogba en el 88, también de cabeza, obligó a jugar una prórroga, en la que el holandés Arjen Robben (94) llegó a fallar un penal.

"Hemos luchado por esto durante años y años. Se ha visto el gran espíritu que tiene el equipo, nunca nos hemos rendido, hemos luchado hasta el final. Lo de hoy ha sido increíble", celebró Drogba, en la noche en la que se convirtió en una leyenda viva del club.

El gran sueño del Chelsea y de su propietario ruso Roman Abramovich se hizo realidad a la segunda oportunidad, cuatro años después de la derrota sufrida en su anterior final, en la que los penales sí que lo habían condenado, ante el Manchester United en Moscú (6-5 también tras un 1-1).

Este resultado supone el segundo título de la temporada, tras la Copa de Inglaterra de hace dos semanas, y la salva, después de quedar apenas sexto en la Premier League, un resultado que lo obligaba además a conquistar la 'Champions' si quería estar en la próxima edición del principal torneo europeo de clubes.

El Bayern, por su parte, tendrá que seguir esperando para lograr su quinto título, después de los sumados en 1974, 1975, 1976 y 2001, y apenas dos años después de la decepción de la caída ante el Inter de Milán italiano en 2010.

Esta vez la derrota en el partido decisivo fue todavía más dolorosa, ya que tuvo lugar en su propio estadio, en una noche que parecía perfecta para los bávaros, pero que terminó siendo una auténtica pesadilla.

La final también permitió despejar otra incógnita, la del máximo anotador del torneo, que fue por segundo año consecutivo el argentino Lionel Messi, con 14, ya que Mario Gómez, segundo con 12, no pudo marcar.

Desde el minuto uno, el Bayern fue el dueño del balón ante un Chelsea atrincherado, una fórmula que a los ingleses les sirvió para eliminar al campeón Barcelona en semifinales, y las ocasiones locales no tardaron.

Toni Kroos, con un disparo desde la frontal ligeramente desviado (minuto 5), y el holandés Arjen Robben (9), enviando alto, lanzaron los primeros avisos, pero fue Robben quien tuvo la primera ocasión clara, con un remate que el arquero Petr Cech sacó con el pie, con modos de portero de balonmano.

El Chelsea tuvo que esperar al minuto 31 para lograr su primer disparo a puerta, con un tiro de falta que el español Mata envió alto.

En la segunda mitad, Drogba logró su primer remate con un intento desde lejos (50), pero el Bayern respondió poco después con un remate de Robben que pegó en Ashley Cole y el rechace fue para el francés Franck Ribery, que marcó a placer, aunque el tanto fue anulado por fuera de juego (54).

Con más igualdad que en la primera parte, el Bayern siguió llegando con más fluidez, pero Mata estuvo a punto de llegar a un pase de la muerte de Drogba (73) y el Chelsea parecía despertar, antes de la emocionante recta final.

El gol de cabeza de Müller (82) hizo justicia a los méritos del Bayern y parecía darle el título, pero en el 88 Drogba, también con un remate de cabeza, consiguió el 1-1 y forzar el tiempo añadido, para desolación de los hinchas locales, que ya habían comenzado a celebrar la consagración.

La prolongación comenzó con un penal de Drogba a Ribery, que sin embargo Cech paró ante Robben (94), desatando todavía más el nerviosismo en el Bayern, que vio además cómo su estrella francesa se retiraba lesionado.

En la segunda parte de la prórroga, el belga Daniel Van Buyten (108), a centro del croata Olic, y Mario Gómez (112) tras un buen papel de Lahm, no lograron el objetivo, con lo que el partido acabó en la tanda de penales, en la que la fortuna, y los fallos de Olic y Schweinsteiger, sonrieron a los londinenses.

Ficha técnica:

Bayern Múnich - Chelsea 1 - 1 (0-0, 1-1)

Chelsea ganó 4 - 3 en tiros penales

Goles:

Bayern Múnich: Müller (83)

Chelsea: Drogba (88)

Tiros desde el punto penal:

Bayern Múnich: Lahm, Gómez, Neuer

Chelsea: David Luiz, Lampard, Cole, Drogba

Estadio: Allianz Arena (Múnich)

Clima: nuboso

Espectadores: 66.000

Árbitro: Pedro Proença (POR)

Amonestaciones:

Bayern Múnich: Schweinsteiger (2)

Chelsea: Cole (81), David Luiz (86), Drogba (94), Torres (120)

Alineaciones:

Bayern Múnich: Manuel Neuer - Philipp Lahm (cap.), Jerome Boateng, Anatoli Tymoschuk, Diego Contento - Arjen Robben, Bastian Schweinsteiger, Thomas Müller (Daniel Van Buyten 87), Toni Kroos, Franck Ribéry (Ivica Olic 97) - Mario Gómez

DT: Jupp Heynckes

Chelsea: Petr Cech - José Bosingwa, David Luiz, Gary Cahill, Ashley Cole - Salomon Kalou (Fernando Torres 84), John Obi Mikel, Juan Manuel Mata , Frank Lampard (cap.), Ryan Bertrand (Florent Malouda 73) - Didier Drogba

DT: Roberto Di Matteo (SUI/ITA)