¿Que el país no avanza? ¿Que Daniel no es eficiente? ¿Que somos una nación en ruinas? ¿Que ellos harían de este un país exitoso?

Olvidan que en 2002 no pudieron convencer a Kofi Annan porque no había ni siquiera síntomas de prosperidad. No existían ni sospechas de esperanzas cuando el exsecretario de la ONU visitó Nicaragua en épocas del Ingeniero Enrique Bolaños.

Entonces; no tenían nada que presumir. Y ahora que más que señales son realidades de progreso pretenden poner al país que los cobija por el suelo.

Uno de ellos encontró absurdo que Ban visitara el proyecto eólico "Comandante Camilo Ortega" en Rivas. Dijo que "no encontraba ninguna relación de las Naciones Unidas con esa obra".

Tal parece que ese "nicaragüense" no comprende que los nuevos tiempos demandan mecanismos más efectivos para generar energía. Distan de ser esa oposición que debe ser proactiva para debatir y analizar pensando en el bienestar social.

Es que todos ellos no perciben el sentimiento de alivio de aquellas familias que ahora tienen luz y que ponen todo su talento a la orden de la nación. No lo perciben porque a ellos nunca les faltó la electricidad durante los 90.

¿Tendrá Ban Ki-Moon interés en escuchar solo "pestes" de las lenguas de los progenitores de la extrema pobreza de este país?

No, señoras y señores. El enorme diplomático vino acá porque hay mucho más allá de lo que "lamentan" esos que desean incansablemente el fracaso de la nación. Vino a escuchar propuestas, avances, metas y retos. Porque Nicaragua está en los ojos del mundo con su desarrollo contra el hambre, contra la pobreza, contra la desigualdad, contra el pasado.

Ya esos discursos "rojos sin mancha" están desgastados. Porque solamente ellos son los fracasados. Hasta autoridades que no comparten la ideología de izquierda han fortalecido sus lazos de amistad con Nicaragua. Porque el modelo de progreso con inclusión social está funcionando en toda Latinoamérica y eso es algo que no podrán cambiar ni aunque se metan a la fuerza a las reuniones donde no han sido ni serán invitados.