Familias del barrio Unión Soviética, situado en el distrito 4 de Managua, se vieron beneficiadas este martes con la llegada del puesto móvil del programa Frijoles Solidarios, que impulsa el gobierno del presidente Daniel Ortega y la compañera Rosario Murillo como restitución del derecho a la buena alimentación del pueblo nicaragüense.

El camión con su cargamento del grano rojo fue instalado junto al Centro de Desarrollo Infantil (CDI) “Rayito de Sol”, del barrio la URSS, hasta donde llegaron representantes de familias del sector a adquirir el frijol, del cual sostuvieron está mucho más barato que en las ventas y que en el mercado.

Respecto del programa de Frijoles solidarios, Miriam Castillo dijo que es una medida muy buena de parte del gobierno del presidente Daniel Ortega y de la compañera Rosario Murillo desde que se instaló, porque les ha beneficiado a su familia y a las familias del barrio.

Recordó que en las ventas o mercados la libra de frijol la ha estado comprando a 25 o 26 córdobas, mientras que en el camión lo adquieren a 15 córdobas y cerca de la casa, demás que son suaves y reduce el gasto por compra de leña o de gas para cocinar.

Importante ayuda a economía familiar

La compañera Castillo expresó que la disposición gubernamental ha ayudado a su familia personalmente, porque dijo que está sin trabajo, entonces el programa le ayuda a estirar el dinero, beneficiando a la economía familiar.

Entre tanto, Eddy Velásquez, quien compraba 10 libras de frijoles, expresó que “el programa impulsado por el gobierno sandinista, le está ayudando en el gasto a la familia nicaragüense porque con lo que le resta al comprar los frijoles solidarios, puede entonces comprar otras cosas para comer, lo que beneficia a mi familia”.

Por su lado Linda Fátima McKoy Siles manifestó que todo lo que ha estado haciendo el gobierno está bien, como en este caso del programa del Frijoles Solidarios, porque “nos ponen el alimento cerca de la casa y es más barato que en el mercado y que en las ventas, donde está muy caro, a 26 córdobas la libra y así puedo alimentar mejor a mi hija”.