El religioso, quien concelebró el oficio religioso, destacó el hecho de que después de la misa los estudiantes participaron en una procesión en honor a San Isidro Labrador  en los predios de la casa de estudios.

Brenes manifestó a los estudiantes que san Isidro Labrador era un campesino que llegó a la santificación al tener su encuentro personal, íntimo con Jesucristo, y les recordó que ellos cuando sean profesionales de la agronomía, tienen un gran reto con Nicaragua.

El agrónomo trabaja con la tierra y Jesucristo puso muchos ejemplos con la agricultura, manifestó el alto prelado y les recalcó que siguiendo esas enseñanzas el gran reto que tienen cuando sean profesionales es volver a sus lugares de origen.


A la par les solicitó que  nunca pierdan la sencillez, la humildad de ser campesinos, que no se avergüencen de sus orígenes porque “muchos de ellos al igual que yo hemos nacido de un papá campesino y de una mamá sencilla, lo que para uno es motivo de mucho gozo”.

Por su lado el ingeniero Telémaco Talavera, rector de la Universidad Nacional Agraria dijo que era una bendición tener al arzobispo de Managua Leopoldo Brenes en la eucaristía en el día del agrónomo en esa casa de estudios, añadiendo que el desarrollo económico y social de Nicaragua depende en gran medida del éxito que se tenga en el campo.

Carrera muy importante para la seguridad alimentaria


Destacó que del sector agropecuario depende la seguridad alimentaria y la capacidad para generar recursos para la salud, la educación, la infraestructura, la vivienda, la energía y  en fin para el desarrollo humano de Nicaragua.

Por su lado Denis Martín López Matute, estudiante de ingeniería agrícola dijo que la agronomía ha dado aportes porque es una carrera que ayuda al desarrollo de Nicaragua con los productos agrícolas que ayuda técnicamente  a generar y los cuales se siembran por todos lados del país.

Javier Osorio, en tanto, también destacó el papel de los ingenieros agrónomos en el desarrollo del sector agropecuario del país, tomando en cuenta que Nicaragua es una nación meramente agropecuaria.

Por su lado Norlan Talavera López, estudiante de quinto año de agronomía y quien participaba de la celebración del Día Nacional del Agrónomo, expresó que escogió la agronomía por la afinidad al campo, la importancia que tienen que ver los cultivos en la economía nacional, y porque le gusta el campo.