Para Granera, los resultados obtenidos en materia de lucha contra el narcotráfico, el crimen organizado y la reducción de los niveles delictivos en el país, no puede verse separado de los orígenes de la Policía Nacional, que datan con el triunfo de la Revolución Popular Sandinista.

“Aquí tendremos primero que hacer una conexión entre la diferencia de los índices de seguridad de Nicaragua, con el resto de los países de Centroamérica. Nosotros lo hemos dicho en todos las partes del mundo, esto se basa a su modelo, esto es fundamentalmente por este modelo preventivo, proactivo, comunitario profundamente enraizado en la comunidad. Y este modelo no es que se nos ocurrió ahorita, este modelo viene precisamente por los orígenes de la Policía Nacional, una Policía que nace de una Revolución, de una Revolución que nace de un pueblo y que desde sus orígenes está íntimamente vinculada con la comunidad”, sopesó Granera.

Dicho en otras palabras, la Jefa Policial asegura que estos logros en materia de seguridad, tienen vínculo con otros logros que se han venido experimentando con el Gobierno Sandinista del Presidente Daniel Ortega Saavedra, logros relacionados a la lucha contra la pobreza y la inclusión social, estas dos últimas palabras es donde radica el éxito.

Policía Nacional se reencuentra con la Revolución


“En este periodo de nuestro Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional yo diría que se ha dado un reencuentro, un relanzamiento del modelo de la Policía Nacional, un relanzamiento y un fortalecimiento del modelo de la Policía, al reencontrarse con el modelo de nuestro Gobierno que también es eminentemente participativo, en el cual la persona, la familia, la comunidad juegan el papel más importante, juegan el papel protagónico”,

Entonces  al ocurrir ese encuentro entre el modelo policial y el modelo del Poder Ciudadano que promueve el Gobierno Sandinista del Presidente Daniel Ortega Saavedra, “se da una potenciación del modelo policial” lo que genera buenos resultados en la reducción de los índices delictivos.

Logros también son del pueblo

Granera reconoce que estos logros en materia de seguridad ciudadana, no solamente tiene como protagonista a cada uno de los mujeres y hombres policías, sino también cada una de las instituciones del Gobierno Sandinista y del Estado Nicaragüense.

“Y tampoco ningún gobierno tampoco puede solo lograr los logros que estamos logrando en Nicaragua, sino tiene el respaldo de su pueblo, de su comunidad, como lo tenemos en este caso en Nicaragua. Entonces creo que hay un enlace, es una cadena que viene desde los orígenes de la Revolución (Sandinista) que le marca un modelo preventivo, proactivo, participativo, comunitario”.

También reconoce que los bajos índices de criminalidad tienen sus orígenes en la inclusión social que viene promoviendo el Gobierno Sandinista, con cada uno de sus programas económicos y sociales, pues un joven al sentirse incluido en la educación, en el deporte, en el mercado laboral o en otras tareas de solidaridad, difícilmente buscará involucrarse en acciones reñidas con la ley.

Subrayó que existe mucha relación entre los resultados obtenidos en los últimos años, con el apoyo que ha venido recibiendo la institución policial de parte del Gobierno Sandinista.

Reconoció Granera, que para el Presidente Daniel Ortega Saavedra, la seguridad y tranquilidad de las familias nicaragüenses, es primordial y por ello no escatima esfuerzos en fortalecer las capacidades del cuerpo policial.

En este sentido aseguró que en un 75 por ciento de las unidades policiales cuentan con medios de transporte y solamente el año pasado se renovó en 425 vehículos la flota. Subrayó que la institución en los periodos de  gobiernos liberales crecía a un ritmo de 500 policías por año, situación que cambio en el año 2011 cuando la fuerza aumentó en mil 200 efectivos.

También en los últimos años el Gobierno Sandinista se ha preocupado por la capacitación de los hombres y mujeres policías, tanto a nivel nacional, como internacional.

Inclusión, la palabra clave

“Todo esto fortalece la seguridad de las familias nicaragüenses, no solamente fortalece a la Policía, pero quizás este no es el apoyo más importante, no son los medios, ni la técnica lo que te hace resultados de seguridad de Centroamérica, tenemos los menores recursos y la policía más pequeña, lo que te lo hace es el modelo y en esto el apoyo más grande que hemos tenido del Presidente y del Gobierno de Unidad y Reconciliación Nacional, en cuanto al modelo participativo de nuestro gobierno, en el que la persona, la familia, la comunidad son protagónicos, están participando en las distintas actividades, en su propio desarrollo, en su propia seguridad”, señaló Granera.

La jefa policial asegura que en cada país que visita y le toca exponer el modelo policial nicaragüense, no se cansa en manifestar que la palabra clave del porque el país mantiene altos niveles de seguridad, es la “Inclusión”.

Ejemplificó y rememoró que cuando surgieron las “maras” en Guatemala, Honduras y El Salvador a mediados de los años ochenta, en Nicaragua los jóvenes estaban participando en diversas tareas en defensa de la Revolución Popular Sandinista, como los cortes de café y la Campaña Nacional de Alfabetización, entre otras.

Indicó que en los años noventa cuando comienzan a aparecer los grupos juveniles en Nicaragua, se determinó que la mejor forma de enfrentar este fenómeno fue incluir a los chavalos y chavalas en las tareas de la comunidad, algo que fue aprendido con la Revolución Popular Sandinista y que al retornar el FSLN al poder, se viene a potencializar con el reencuentro entre el modelo policial y el modelo del Poder Ciudadano.

“Entre más jóvenes tengamos en Nicaragua incluido en las escuelas, entre más familias tengamos en Nicaragua incluido en los proyectos sociales, entre más personas tengamos incluido en el sistema laboral, entre más nos esforcemos en la lucha contra la pobreza, nosotros vamos a tener más posibilidades de mejores niveles de seguridad en la región y de mejores niveles de seguridad hacia adentro (en nuestro país) cada vez mejor, cada año”, sostuvo Granera.

Reflexión nacional muy provechosa

Granera durante la reunión de Mandos de la Policía Nacional en la que participó el Presidente de la República Daniel Ortega Saavedra, brindó un informe del resultado del proceso de Reflexión Nacional que esa institución está llevando a cabo en toda la nación, asegurando que la experiencia ha sido rica y estimulante por la gran presencia de la población.

Indicó que a estos encuentros asisten líderes religiosos, comunitarios, personas de todos los signos políticos, madres, adultos mayores, jóvenes, niños y adolescente, lo que a juicio de Granera, esa alta participación denota la preocupación de los nicaragüenses de “incluirse” y de participar como protagonista del modelo proactivo, preventivo y comunitario.

Subrayó que en estos encuentros la principal preocupación que expresan los nicaragüenses, es lo relacionado a los expendios de drogas, situación que Granera asegura se fortalecerá con mayor presión a las personas que se dedican al tráfico interno.

“Hay una prioridad permanente en esta policía y que ha sido orientada también por el Presidente de la República de tener un hostigamiento permanente y una atención directa en el combate al tráfico interno”, dijo.

En este sentido el año pasado se evitó que 3 millones de dosis no fuesen consumidas por los jóvenes. También las peticiones de la población, se encierran en mayor control con los expendios de licor.