Este fin de semana el departamento de Carazo y sus municipios protagonizaron la feria que se instala en los tiangues La Fe y Monimbó, ubicados en la Avenida de Bolívar a Chávez.

Las familias pudieron degustar deliciosos platillos tradicionales como el picadillo, nacatamales y refrescantes bebidas como la chicha de jengibre y el famoso guarapo.

Los asistentes también conocieron detalles de las culturas y tradiciones del departamento y quedaron encantados con las exquisiteces de postres como atoles, cajetas, dulces y el tradicional alfeñique en todas sus variedades.

Los pequeños comerciantes del departamento que protagonizaron la feria, comentaron que este es un espacio para compartir con la familia y dar a conocer mejor los productos del departamento, que incluyen trabajos en cuero-calzado, artesanías, madera-muebles, textil vestuario y agroindustria.

Francisco Martínez procedente de Santa Teresa, explicó que el guarapo es el dulce que se saca de la caña cuando se muele. “El liquido de la caña es el guarapo, se puede beber fermentado o se le puede agregar naranja agria o naranja dulce y hielo”, comentó.

“Esta bebida ha tenido bastante aceptación, además que está barato es muy bueno y a todo el mundo le ha gustado”, indicó Francisco.

Sandra Rivas, de la Alcaldía de Diriamba, indicó que en la feria ofrecieron gratuitamente el picadillo de Diriamba que se degusta en las fiestas patronales de San Sebastián.

Explicó que el picadillo se elabora a base de maíz, carne de res, y lleva ingredientes como tomate, cebolla, chiltomas y naranja agria.

“Esperamos que nuestra gente de Managua conozca nuestra tradición en Diriamba y nos visite. Esta feria por eso es buena y bonita, así presentamos nuestras comidas tradicionales de manera digna”, señaló Sandra.

En la feria se presentaron números culturales representativos de la localidad como el Güegüense y también hubo música en vivo amenizada por grupos de la zona.