Nicaragua es el primer país a nivel centroamericano que cuenta con la tecnología necesaria para detectar el virus Chikungunya. En el Laboratorio de Biología Molecular del Ministerio de Salud (MINSA), se encuentran los equipos necesarios para que, a través de una prueba de sangre, se pueda determinar de forma rápida la presencia del mortal virus en una persona y así proceder de forma expedita a la aplicación del tratamiento que podría salvar vidas.

La prueba que determina la presencia del virus en los pacientes es conocida como PCR, la cual detecta casi en un 100% la afectación en los primeros cinco días una vez contagiada la persona. Los equipos con los que cuenta el sistema de salud de nuestro país tienen un costo de 50 mil dólares, siendo una de las tecnologías más modernas y de suma importancia en la garantía de la salud de los nicaragüenses.

“Contamos con un equipo que se conoce como Termo Ciclador que es el que produce la amplificación del ADN, siendo este un equipo de alrededor de 50 mil dólares y nos permite cómo identificar el virus, una vez detectado el ácido nucleíco del virus, nosotros podemos determinar el Chikungunya. Esta tecnología muy pocos laboratorios la poseen y Nicaragua es el primero en la región que ha logrado desarrollarla”, destacó el doctor Ángel Balmaceda, Director General del Centro Nacional de Diagnóstico y Referencia del Ministerio de Salud.

Los modernos equipos permitirán brindar una respuesta oportuna a la población en caso de que la enfermedad se presente en nuestro país, lo que permitirá que el personal médico pueda brindar una atención inmediata a la salud de los nicaragüenses.

“La Organización Panamericana de la Salud (OPS) nos ha apoyado en la adquisición de esta tecnología, así como la ha hecho con los demás países del área, sin embargo la diferencia entre Nicaragua y los demás es la capacidad y recursos humanos con los cuales nosotros contamos, lo que ha permitido desarrollar esta tecnología antes que otros países”, añadió Balmaceda.

Los virus del Dengue y Chikungunya comparten el mismo vector, siendo transmitido por el mismo mosquito, lo cual facilita el control, es decir que las mismas medidas que se han tomado en el caso de la prevención del dengue son las que se están tomando para controlar el virus Chikungunya.

La respuesta inmediata que brinda el Gobierno Central a través del Minsa ha permitido que en nuestro país aún no existan reportes de personas afectadas por este virus que ya ha afectado a algunos países centroamericanos.

“Nosotros podemos realizar un total de 90 pruebas diarias y analizarlas en un periodo de cuatro horas, siendo esto parte de la vigilancia en todo el país y todo caso sospechoso en los que los pacientes procedan de países en los que hay circulación viral y viene con enfermedad febril, se le toma la muestra y se traslada hasta acá, hasta ahora no hay casos positivos”, aseguró el especialista.

En nuestro país un análisis de este tipo en determinado laboratorio privado alcanzaría un monto entre los 30 y 50 dólares, sin embargo el Gobierno Sandinista ha dispuesto de los recursos necesarios para que los nicaragüenses tengan acceso a este tipo de análisis.