La Coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía, compañera Rosario Murillo, agradeció a todos aquellos miles de nicaragüenses que acompañaron al Comandante-Presidente Daniel Ortega y a su equipo en la conmemoración del 35 aniversario del Histórico Repliegue a Masaya.

Rosario dijo que la noche de este viernes fue memorable, de entusiasmo, alegría y compromiso compartido, ya que ahora vivimos en paz, en tranquilidad y en conciencia crecida de que Nicaragua será cada vez mejor.

“Hermanos, hermanas, un abrazo de agradecimiento a todos los que nos acompañaron en esta ruta de victoria conmemorando el Repliegue, a quienes nos recibieron en Masaya, que estuvieron esperando por horas en la carretera para saludar al Comandante, para unirnos en el abrazo de la libertad, la dignidad, la fraternidad que caracteriza estos nuevos tiempos”, dijo Rosario este sábado a través de los Medios del Poder de las Familias y Comunidades.

La compañera manifestó que estos son tiempos para seguir trabajando, labrando y construyendo los sueños.

“Un abrazo lleno de cariño del Comandante Daniel nuestro Presidente para todos ustedes y de su equipo de trabajo que está aquí a su servicio siempre”, subrayó.

Destaca fuerza de la Juventud

Rosario destacó que después de la conmemoración del Repliegue, estos son momentos para avanzar con la fuerza de la juventud.

“Un día más para continuar realizando los sueños, un día más después de la conmemoración del Repliegue para avanzar con la fuerza de esa juventud que vimos alzada ayer, alzada en estos tiempos de paz, con cuánta consecuencia caminando desde el presente que ya es mejor hacia el futuro que entre todos tenemos que hacer mejor”, expresó.

La compañera subrayó las palabras dadas por el Presidente de la República a la Juventud nicaragüense, desde ese espíritu joven que anima a todo el pueblo sin importar la edad cronológica.

“El espíritu de Nicaragua es joven, un espíritu lleno de emprendimiento, lleno de fuerza, lleno de energía, lleno de esperanza como decía Daniel”, refirió Rosario.

La fuerza espiritual de los nuevos tiempos

La compañera aprovechó su alocución para recordar algunos versos del poeta Fernando Gordillo, los cuales resultan fundamentales en estos nuevos tiempos.

“Canto el valor de los que sueñan
con los pies metidos en el fango.
Sus ojos no temen a la noche
ni se encequecen con las sombras.

Canto el silencio del que medita el grito
y lo lanza aún en medio del desierto.
Sus manos sostienen la esperanza
que edifican en el aire sus palabras.

Canto la bandera que ondea en la distancia .../
Y los días que nos llevan a izarla
y el viento de pueblo en que flamea.

Canto el nombre de los que escriben la historia
y la historia no cantará jamás sus nombres.
¡en sus desnudos hombros descansa la esperanza !

“Uno se ve en estos tiempos y recuerda aquellos tiempos cuando los sueños parecían imposibles pero ahora que estamos realizando los sueños, leo esos poemas y dimensionan la fuerza espiritual del pueblo nicaragüense, la capacidad de creer, la capacidad de hacer desde aquellos tiempos en que todo parecía imposible pero se hizo posible porque el pueblo se unió, porque el pueblo avanzó, porque el pueblo se creció, creció con el Frente Sandinista y el pueblo triunfó y, con ese mismo espíritu formidable la capacidad de soñar y la capacidad de realizar los sueños es que vamos adelante”, explicó.

Rosario subrayó la esperanza eterna, el espíritu, la valentía y la capacidad del pueblo nicaragüense de enfrentar todos los desafíos y todos los retos.

“Ese es el espíritu indomable de Sandino y de todos nuestros héroes y mártires, vivos en cada joven, en cada mujer, en cada familia nicaragüense, inspirándonos cada día para seguir construyendo el porvenir”, puntualizó la compañera.