Casi el 75% de los rusos dice que quiere que Vladímir Putin sea reelegido presidente en las elecciones de 2018. Según los politólogos, Putin hizo historia con la adhesión de Crimea y su popularidad sigue creciendo, escribe hoy Kommersant.

Desde que Crimea se reincorporó a Rusia, los niveles de aprobación de la política del líder ruso van en aumento. En abril, le querían ver reelegido como presidente el 62% de los ciudadanos y en mayo su número ascendió al 73%. Para comparar, a principios de 2012, la cifra era del 40%.

Según el director general del Centro de Estudio de la Opinión Pública VTsIOM, Valeri Fiódorov, los acontecimientos en Ucrania son la clave de la imparable subida de la popularidad de Putin.

“Putin hizo historia. Todo el cansancio acumulado en la sociedad durante los años de su gobierno se esfumó”, explicó el experto, de acuerdo a una publicación de RIA Novosti.

Según el estudio del VTsIOM, la mayoría de los rusos, el 69%, cree que Putin como político tiene mucho futuro. En 2013 el respectivo porcentaje era del 42%.