El gobierno de Nicaragua, a través del Ministerio de Relaciones Exteriores, condecoró este miércoles al embajador del Reino de España, León de la Torre Krais, con la Orden José de Marcoleta en el grado de “Gran Cruz”.

De la Torre Krais, luego de tres años, está concluyendo su misión diplomática en Nicaragua, de tal manera que el gobierno nicaragüense reconoce su trabajo en el fortalecimiento de las relaciones políticas, comerciales y de cooperación entre ambas naciones.

Durante la ceremonia, el Canciller de la República, compañero Samuel Santos, hizo saber al embajador español las muestras de aprecio y consideración que le tiene el Gobierno Sandinista.

“El embajador De la Torre se ha distinguido por mantener relaciones francas y respetuosas con nuestro gobierno a todos los niveles y como corresponde a naciones hermanas ligadas por siglos de interacción e intercambios”, expresó Santos.

Es importante subrayar que España y Nicaragua tienen una historia marcada por costumbres y culturas comunes y por un mismo idioma.

“Quisiera aprovechar la ocasión para expresar públicamente al embajador de la Torre el agradecimiento de nuestro gobierno por el acompañamiento solidario de la cooperación española a nuestros esfuerzos nacionales de desarrollo y lucha contra la pobreza”, dijo el canciller nicaragüense, pidiéndole transmita este agradecimiento al presidente Rajoy a Su Alteza el Rey Felipe VI, quien asumirá la Corona este jueves.

Desde el año 2011 gran parte de la labor diplomática del embajador español estuvo abocada al Proyecto de Desarrollo Integral del Barrio Acahualinca y del Vertedero La Chureca. El proyecto llevó condiciones de vida digna a 258 familias que se dedicaban a la recolección de basura en condiciones de vulnerabilidad social.

Al tomar la palabra, De la Torre Krais, expresó al comandante Daniel Ortega y a la compañera Rosario Murillo, su reconocimiento por la condecoración.

Dijo que durante sus tres años de gestión diplomática le tocó recorrer prácticamente toda Nicaragua, por lo que catalogó como “años muy intensos” de “una sólida colaboración institucional” su misión en el país.

“En el ámbito económico y comercial también parto con la sensación del deber cumplido, hemos conseguido resolver en estos tres años todos los contenciosos económicos que enturbiaban a veces la agenda de nuestra relación bilateral”, explicó el diplomático.

Tras concluir su misión en Nicaragua, De la Torre Krais, asumirá un cargo en el Servicio Europeo para América Latina.