Tras un juego bastante apretado ante Australia, la Naranja Mecánica logró conservar su invicto en este mundial 2014 y derrotar 3-2 a los Canguros en el Estadio Beira-Rio en Porto Alegre.

Con goles de Arjen Robben (20), Robin van Persie (58) y Memphis Depay (68), Holanda se alzó con su segunda victoria, asegurando su pase a la siguiente fase de la Copa del Mundo y eliminando a Australia.

Desde el pitazo inicial del juego Australia demostró mucha confianza, la que mantuvo hasta el silbatazo final, buscando la salida de Holanda, ejerciendo presión sobre los representantes de los Países Bajos y no dejarlos salir al campo, metiendo fuerte la pierna y parándose con fuerza en la cancha.

Por el contrario, contra todos los pronósticos, Holanda estuvo muy pasivo en el inicio del juego y Australia muy revolucionado, sacó buenos destellos de futbol, le quitó el balón a la Naranja y desplegó buen ataque, con una gran participación de Tim Cahill, que intentó tiros al arco en los límites de área, pero se encontró ante una buena defensa holandesa.

A pesar de la coordinación, fuerza y confianza, Australia no aprovechó los primeros 20 minutos de buen futbol y en un error en media cancha Arjen Robben robó el balón, se enfiló a la portería, condujo perfecto el balón y con ventaja de tres hombres contra un solo defensa decidió hacer la jugada solo, entrar al área y de pierna izquierda mandar el balón a las redes pegado al poste derecho a ras de pasto, otorgándole la ventaja a Holanda 1-0 ante los Canguros.

Pocos segundos después del gol de Robben, Australia, en protagonismo de Tim Cahill, logró marcar el empate.

Ryan McGowan mandó trazo largo desde tres cuartos de cancha buscando a Tim Cahill que sin dejar botar el balón sacó potente disparo de izquierda y a la altura del machón penal mandó un potente disparo que se incrusta en el fondo de las redes que el arquero Jasper Cillessen nada pudo hacer.

Los primeros 45 minutos transcurrieron y el empate se mantuvo entre ambos conjuntos, demostrando un buen encuentro de futbol con una Australia sorprendente por su manera de salir a enfrentar este encuentro.

En el segundo tiempo Holanda realizó mejoras en su alineación, en el 51’ el Técnico Louis Van Gaal puso a su equipo con línea de 4 defensas, de esa manera la Naranja Mecánica retomó el juego con más ímpetu.

Ocho minutos después de iniciado la segunda mitad, Australia logró el desempate cuando Oliver Bozanic (AUS) trató de mandar centro pero se atravesó la mano de Daryl Janmaat (NED), el árbitro no dudó en marcar la falta y tiro penal a favor de Australia, situación que fue aprovechada por el conjunto australiano, Mile Jedinak es el encargado de cobrar y lo hizo magistralmente con pierna derecha con poca potencia pero bien colocado a la base del poste izquierdo, el arquero se lanzó a lado contrario y es así que los Canguros se ponen en ventaja.

Cuatro minutos después Holanda volvió a emparejar el marcador, cuando Australia todavía festejaba y Holanda se fue en busca del marco contrario, Memphis Depay mandó buen pase con ventaja a Robin Van Persie que no perdonó y de fuerte disparo de izquierda mandó el balón al fondo de las redes para lograr el empate.

Después de una falla enorme de Mathew Leckie que recibió un balón totalmente solo en el área remató con el pecho y fácil para el arquero Jasper Cillessen que salió con un despeje, el balón le cayó a Memphis Depay que desde fuera del área intenta con pierna derecha y con un desvío de la defensa y error del arquero, el balón se fue al fondo de las redes, marcando así el tercer gol holandés y el desempate.

Un encuentro fue estupendo, con una gran demostración de Australia en este juego, que tuvo en la lona a una de las mejores selecciones del mundo, lamentablemente los Canguros quedaron eliminados de la Copa del Mundo, aunque tendrán que disputar el juego ante España, mientras que Holanda deberá enfrentar a Chile.

Al final del encuentro solo dos amarillas se marcaron, una por bando, en el Minuto 43' Tim Cahill y en el 47' Robin Van Persie, ambos jugadores no podrán participar de los siguientes encuentros de sus selecciones ante España y Chile.