Brendan Iribe, director general de Oculus VR, reveló recientemente que espera que la primera versión de Oculus Rift que lancen al mercado venda más de 1 millón de unidades. El directivo aseguró que el objetivo de su compañía es obtener gran cantidad de usuarios desde el inicio, para convencer a los desarrolladores a crear experiencias memorables y únicas.

Según Iribe, Facebook no intervendrá en el desarrollo del primer Oculus Rift, ya que el proyecto está demasiado adelantado como para integrar los recursos de la compañía; sin embargo, sí intervendrán en otros aspectos, como su precio. El directivo aseguró que Mark Zuckerberg, fundador y director general de Facebook, quiere mantener los márgenes de ganancia muy bajos e incluso considera la posibilidad de vender el producto al costo.

“Yo también lo quiero. Pero al mismo tiempo, estamos planeando mantener un negocio", declaró Iribe.

De cualquier manera, los comentarios del directivo dejan claro que Oculus VR aprovechará los extensos recursos financiancieros de Facebook para desarrollar la segunda iteración de su visor de realidad virtual, por lo que el panorama de esta tecnología realmente luce prometedor, especialmente con los otros titanes de la industria que buscan explotarla.