La Empresa Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillados (ENACAL) restituyó el derecho al agua potable de 295 familias de Puerto Sandino, tras realizar una inversión de 3.8 millones de córdobas para perforar un pozo de 120 pies de hondo y construir una estación de bombeo para que el vital líquido les llegue a los pobladores del lugar.

La inauguración se realizó en Puerto Sandino con la presencia de familias habitantes de la localidad, de las autoridades municipales de Nagarote, así como de miembros de la Marina, que se encuentran en esa terminal portuaria.

El gerente de perforación de pozos de ENACAL, ingeniero Jorge Gutiérrez, expresó “nuestro Gobierno encabezado por el Comandante Daniel Ortega y la Compañera Rosario, invirtió con la Alcaldía de Nagarote, un total de 3,8 millones de córdobas en la perforación de un pozo y construcción de una estación de bombeo que beneficia a 295 familias”.

Explicó que “la zona es muy seca, la perforación de pozos en el lugar es muy complicada porque a 100 pies casi siempre se encuentra el agua con sales de las que existen en el mar, por lo tanto hicimos todos los esfuerzos posibles y como a unos tres kilómetros del poblado logramos construir un pozo de 120 pies de profundidad y encontramos agua de buena calidad”.

Aseguró el ingeniero Gutiérrez que ENACAL con la perforación del pozo logró disminuir el déficit del servicio de agua potable y mejorarlo sustancialmente, porque la capacidad de bombeo es 70 galones por minuto.

Agregó que se espera perforar más pozos y recordó que recientemente fueron inaugurados cuatro pozos en el municipio de León, cuatro en Miramar, también se construyó en Nagarote y se está construyendo en Momotombo, en Los Zarzales y en distintos lugares de Nicaragua.

Gracias a Dios ya no falta el agua

Mayra Patricia Méndez manifestó “el tiempo que pasamos sin el vital líquido fue algo bien difícil, cada ocho días venía el agua y ahora gracias a Dios y al gobierno del presidente Daniel Ortega ya tenemos agua, ya vivimos bien y bonito porque Puerto Sandino ha cambiado bastante, pero antes teníamos que acarrear el agua más de 300 metros a tuto”.

La profesora Adriana del Carmen Betanco Rivera, directora del Centro Escolar Publico de Puerto Sandino dijo que durante años la vida fue muy difícil por los problemas del agua, teníamos que levantarnos cada ocho días por las noches a recoger agua, el gobierno municipal nos puso cisternas e igual que ENACAL, pero aún así teníamos que ir a lavar al Tamarindo toda la ropa de la semana.