Directivos de organizaciones ganaderas salieron satisfechos de las conversaciones sostenidas con el Gabinete de Producción del Gobierno del Presidente Daniel Ortega y la Compañera Rosario Murillo, señalando que pese a la amenaza del fenómeno climatológico de El Niño, confían en Dios que en junio lloverá y que el país saldrá adelante de cualquier crisis.

La reunión sostenida por dirigentes de las organizaciones ganaderas con el Gobierno es una de las 16 programadas con distintos sectores productivos, que serán realizadas en el período comprendido entre el 28 de mayo y el sábado 7 de junio.

Al respecto, Salvador Castillo, presidente de la Federación de Asociaciones Ganaderas de Nicaragua, (FAGANIC) consideró como muy importante haber sostenido el encuentro con el Gabinete de Producción del Gobierno del Presidente Daniel Ortega, a fin de que se conozcan los problemas de la ganadería y las posibles soluciones a implementar en el sector rural.

“Nosotros por separado estamos dando aportes al Gabinete de Producción para ver qué respuesta se puede tener los efectos negativos de la falta de lluvias, aunque se menciona que para este fin de semana es posible que llueva”, manifestó el dirigente ganadero.

A la vez, expresó que la realidad está señalando que en los últimos 40 años no se había dado una escasez de lluvias como la de estos momentos y añadió que el sector ganadero no está preparado con alimentación en sus silos para darle mantenimiento a sus animales, sobre todo en las zonas secas del Pacífico y el norte del país.

Manifestó que en el Atlántico la situación es diferente a la del Pacífico, puesto que en el primer sitio hay más humedad y eso ayuda muchísimo al desarrollo ganadero, pero añadió que al menos el 65% de la ganadería nacional está ubicada en la zona central y Atlántico, lo que hará que el impacto de El Niño sea menor para la producción de leche y la de carne.

Gobierno atiende necesidades de ganadería

Por su lado, el directivo de la Comisión Nacional Ganadera de Nicaragua, Sergio Argüello dijo que indudablemente el gobierno está atendiendo las necesidades y problemas de la ganadería nacional, lo que agregó “significa que podemos contar con el gobierno, que podemos planificar con el gobierno para ayudarle a los pequeños y medianos ganaderos de este país”.

Argüello manifestó que sólo con un Plan Nacional de Desarrollo de la Ganadería se podrá llegar a todos los rincones donde están todos los ganaderos, señalando que ese plan debe englobar producción de agua en las zonas secas del Pacífico y norte, obtener créditos a largo plazo con intereses razonables, así como tractores que permitan construir estanques en las regiones más secas para recoger agua e ir mejorando la infraestructura a través de programa de reconversión competitiva de la ganadería.

Manifestó el ganadero que “hay pronósticos malos como el del fenómeno de El Niño, pero tenemos fe en Dios en que lloverá en este mes de junio y somos optimistas que sacaremos adelante nuestra ganadería y saldremos adelante de cualquier crisis que se nos sobrevenga”.

Ganadería sigue creciendo

Recordó que el valor de la carne bovina de exportación el año pasado anduvo en 132 millones de dólares y ahora está en 152 millones, es decir que ha crecido en un 11 % en cuatro meses.

Entre tanto el dirigente cooperativo, Patricio Jerez reconoció que al estar finalizando la época seca básicamente, la producción de leche está baja, entre tanto que además el ganado está delgado y por encima de ello se viene El Niño, que según dijo ha sido considerado que será un fenómeno climatológico moderado que se presentará probablemente en los meses de julio y septiembre y que quizás posteriormente terminará componiéndose.

En ese sentido expresó que es importante que hayan alternativas como la prevención con plantaciones de pasto de corto plazo, sembrar maíz para huate o leguminosas y con eso poder paliar la falta de alimentos que habrá, además agregó que se debe poner vacunas a las reses en contra de enfermedades en los animales y poner énfasis en prácticas silvo-pastoriles.